La Administración Nacional Espacial de China (CNSA) anunció el nombre de su primera misión para explorar Marte en 2021.

La designación escogida es Tianwen-1, que formará parte del programa chino de exploración planetaria Tianwen o ‘Búsqueda de la verdad celestial’, nombre inspirado en un poema de Qu Yuan, un antiguo poeta chino que vivió entre los siglos IV-III a. C.

La misión de la sonda tendrá como objetivo realizar investigaciones científicas del suelo del planeta rojo, su estructura geológica, medio ambiente, atmósfera y su agua, dice la CNSA.

La sonda robótica que se dirigirá al Marte estará compuesta por tres partes diferentes: el orbitador, el módulo de aterrizaje y el vehículo explorador. Este último pesa 200 kilogramos y cuenta con seis ruedas, cuatro paneles solares y trece instrumentos científicos especiales. Según Sun Zezhou, diseñador jefe de la sonda en la Academia de Tecnología Espacial de China, el rover trabajará unos tres meses en el planeta.

Todavía no se ha anunciado la fecha de inicio de la misión a Marte, pero se espera que será en los próximos meses. Mientras tanto Ye Peijian, destacado científico de la Academia especializado en la exploración del espacio profundo, afirma que la sonda aterrizará en la superficie marciana antes de julio del 2021.

Antena para contactar con el planeta rojo

Para recibir los datos de esta misión, China está construyendo el radiotelescopio orientable más grande de Asia, el cual está dotado de una antena de 70 metros de diámetro —o lo que es igual a nueve canchas de baloncesto juntas—.

En el pasado, China ha lanzado con éxito cuatro sondas lunares y ha completado el vuelo orbital y el aterrizaje en la Luna. Sin embargo, la distancia entre la Luna y la Tierra es de entre 360.000 y 400.000 kilómetros, mientras que la que hay entre Marte y la Tierra es de entre 56 y 400 millones de kilómetros. La distancia más larga entre la Tierra y Marte es 1.000 veces mayor que la existente entre la Tierra y la Luna.

«Por lo tanto, recibir señales extremadamente débiles desde Marte presentará un gran desafío», afirmó Li Chunlai, diseñador subjefe de la misión Tianwen-1, agregando que con ese telescopio de gran antena, en combinación con otros tres telescopios que están en Pekín y la ciudad meridional de Kunming, se podrán captar tales datos.

La construcción del equipo comenzó en octubre de 2018, y se espera que se complete este año. Según Li, se han utilizado muchas tecnologías nuevas para mejorar la eficiencia y reducir los ruidos de interferencia.

Una vez completado, el telescopio mejorará en gran medida la capacidad del país para recibir datos de exploración del espacio profundo, y sentará las bases para el sondeo de asteroides y cometas y para otras misiones de exploración planetaria de China en el futuro, complementó Li.

Fuente: Xinhua. Edición: RT/EP.

Sin comentarios
Etiquetas: , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Pinterest Google+

Artículos Relacionados

 0 comentarios
Sin comentarios aún. ¡Sé el primero en dejar uno!
Dejar un comentario