A medida que los frágiles ecosistemas de Florida se desmoronan bajo los estragos del cambio climático, la amada vida silvestre local tiene dificultades para sobrevivir.

Manatí.

Eso se hizo especialmente evidente cuando los cuerpos de 677 manatíes aparecieron en la costa este del estado entre diciembre de 2020 y mayo de 2021, tal como informa el Orlando Sentinel. El invierno suele ser duro para la población local de manatíes, pero los expertos que examinaron los cuerpos se dieron cuenta rápidamente de que el culpable era el hambre —y el resultado de la contaminación junto con los efectos del cambio climático inducido por el hombre—.

Muchos manatíes supervivientes de la zona se encuentran igualmente en malas condiciones. A medida que pierden grasa, estos mamíferos marinos se vuelven menos flotantes y, junto con su hambre, a menudo luchan por salir a la superficie en busca de aire.

Los funcionarios en el terreno, que carecen de experiencia en el manejo de una muerte tan masiva, informaron escenas espantosas como los manatíes que pesan la mitad de lo que deberían, sufren de insuficiencia orgánica e incluso tienen sus propios huesos perforando su piel por el esfuerzo de levantarse y respirar.

Los grupos de rescate están tratando de atender a los sobrevivientes, pero cada manatí requiere alrededor de un año de rehabilitación costosa y laboriosa antes de que puedan regresar a la naturaleza.

«Han estado comiendo su propio cuerpo desde adentro, tratando de mantenerse con vida porque no hay comida», dijo el jefe de rehabilitación de vida silvestre de Seaworld Orlando, Jon Peterson, al Sentinel. «No sé si les duele porque no soy un manatí, pero puedo decirte que si no has comido durante una o dos semanas, hay dolor».

Ecosistemas cambiantes

El problema surge del hecho de que el hábitat de la laguna del manatí se ha vuelto tan invadido por la contaminación que ahora está pasando de un ambiente de agua clara a uno dominado por algas. Las algas impiden que la luz llegue al fondo del agua, dejando sin su fuente de vida a los pastos marinos que sirven de alimento a las apacibles bestias.

«En otras partes del mundo, han visto sistemas como ese cambiar a un nuevo estado estable de agua turbia dominada por algas», explicó el director ecológico de Florida del Servicio de Pesca y Vida Silvestre, Larry Willaims. «Algunos de los científicos dicen que lo que estamos viendo en este momento es la transición parpadeante a ese nuevo estado estable».

Fuente: Phys.org. Edición: MP.

1 comentario
Etiquetas: , , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Pinterest Email

Artículos Relacionados

 1 comentario
Comentarios
Ago 25, 2021
0:00
#1 HORACIO:

QUE TRISTE…….SIN DUDAR EL MUNDO COLAPSARA MUCHO ANTES DE LO CALCULADO…..ESTA HUMANIDAD NUNCA VIO MAS ALLA DE SUS PROPIAS NARICES…..SIEMPRE FESTEJO LA FRIVOLIDAD POR FALTA DE EDUCACION Y….LOS CIENTIFICOS BIEN GRACIAS….

Reply to this commentResponder

Dejar un comentario