La semana pasada informábamos sobre explosiones registradas en el cometa interestelar 2I/Borisov, advirtiendo que tal vez no sobreviviera intacto al paso por nuestro sistema solar. Ahora, los astrónomos han observado que este cuerpo ha comenzado a dividirse en dos, confirmando lo que se sospechaba.

Las imágenes continuas del telescopio espacial Hubble del objeto interestelar 2I/Borisov muestran un cambio distintivo en la apariencia de este singular cometa. Mientras que las imágenes del 23 de marzo muestran un solo núcleo de brillo interno, como el observado en todas las imágenes de Hubble anteriores del cometa, aquellas tomadas a partir del 30 de marzo muestran un núcleo dividido, consistente con dos componentes no resueltos separados por 0,1 segundos de arco (180 kilómetros a la distancia del cometa) y alineados con el eje principal del coma de polvo más grande.

En estas primeras imágenes sobre el destructivo evento, también se observa la expulsión de un fragmento del núcleo.

Según reportan varios científicos en The Astronomer’s Telegram, si la expulsión ocurrió el pasado 23 de marzo, entonces la velocidad estimada del plano del cielo es de 0,3 metros por segundo. Esto es típico de las velocidades de separación observadas en los cometas divididos y comparable a la velocidad de escape gravitacional del núcleo de radio menor al kilómetro de 2I/Borisov.

Se planean observaciones adicionales del telescopio espacial Hubble para monitorear el desarrollo de este evento.

Fuente: The Astronomer’s Telegram. Edición: EP.

Sin comentarios
Etiquetas: , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Pinterest Google+

Artículos Relacionados

 0 comentarios
Sin comentarios aún. ¡Sé el primero en dejar uno!
Dejar un comentario