Tal como habíamos anticipado hace unos días, tres veteranos de la Fuerza Aérea llegaron a Washington, D.C. este martes para volver a contar sus extrañas y extraordinarias historias sobre ovnis.

Interpretación artística de un ovni acercándose a una base de misiles nucleares. Crédito: The Sun.

La historia de cada veterano es diferente, pero todos comparten una afirmación central: en la década de 1960, los ovnis manipularon las armas nucleares administradas por la Fuerza Aérea, aterrorizando y desconcertando a los aviadores que experimentaron los encuentros. Y algunos fueron obligados a no hablar sobre el asunto durante décadas.

«Esperé 40 años antes de abrir la boca, y eso es mucho tiempo», dijo David Schindele, un capitán retirado que se desempeñó como oficial de control de lanzamiento de misiles nucleares en la Base de la Fuerza Aérea Minot en Dakota del Norte. «Tuve este terrible secreto en mi mente durante todo ese tiempo, y sentí un gran alivio al finalmente admitir ante mis amigos y parientes cercanos lo que experimenté en la Fuerza Aérea».

Otros relatos, como la historia contada por el veterano Robert Salas de una nave de color rojo anaranjado brillante flotando en la puerta de un silo de misiles balísticos intercontinentales Minuteman en Montana, se han contado durante décadas y se han incorporado al creciente universo del folclore ovni.

En esta foto del 24 de junio de 2014, una puerta está cerrada en una instalación de control de lanzamiento de misiles balísticos intercontinentales en el campo a las afueras de Minot, Dakota del Norte, en la Base de la Fuerza Aérea de Minot. Crédito: AP/Charlie Riedel.

Salas ha pasado años reuniendo a otros colegas, quienes han firmado declaraciones juradas sobre lo que vieron y experimentaron en sus encuentros cercanos. La evidencia obtenida a partir de tales testimonios demuestra que los ovnis aparecieron en varias ocasiones y desconectaron 20 misiles balísticos intercontinentales Minuteman en sitios en el centro de los EE.UU. durante un período de ocho días.

«Nunca habíamos visto una situación como esta», explicó Schindele, quien detalló que él y su comandante visitaron un sitio de lanzamiento de misiles cerca de Minot en septiembre de 1966, y ocho aviadores le dijeron que 10 misiles en silos en las cercanías cayeron todos con fallas de guía y control cuando un objeto volador de 80 a 100 pies de ancho con brillantes luces intermitentes se había cernido sobre el sitio.

Salas, quien fue primer teniente estacionado en la Base de la Fuerza Aérea Malmstrom, Montana, en 1967, declaró que su caso tuvo lugar cuando estaba de servicio como comandante adjunto en lo profundo de la sala de control de misiles nucleares subterráneos.

Izquierda: Robert Salas como un joven militar mientras servía en 1967, en la Base de la Fuerza Aérea Malmstrom en Montana, EE. UU. Derecha: En la actualidad.

«El controlador de seguridad de vuelo del sitio llamó desde la superficie y se asustó y gritó», afirmó Salas en su declaración jurada. «Dijo que había un gran objeto rojo, brillante y pulsante de forma ovalada flotando sobre la puerta principal».

Cuando despertó a su comandante, afirma que se activaron las alarmas que indicaban que los 10 misiles que se mostraban en la sala de control habían sido desactivados.

Robert Jacobs, quien se sumó a la conferencia de prensa ovni virtualmente desde Missouri, dijo que era primer teniente de la Fuerza Aérea y estaba en la Base de la Fuerza Aérea Vandenberg, California, en 1964, cuando se le pidió que instalara una cámara de video telescópica para capturar una prueba de cohete Atlas.

Afirma que el video mostró que una nave en forma de disco voló hacia la ojiva mientras viajaba a unas 8,000 mph sobre el océano Pacífico, la rodeó y la disparó con varios rayos de luz.

Una reconstrucción de un ovni que envía un rayo de luz a la ojiva nuclear de un misil. Crédito: The Sun.

«Dio la vuelta a la parte superior de la ojiva, disparó un rayo de luz hacia la parte superior de esta», dijo este martes. «Luego voló fuera del marco de la misma manera en que había entrado».

Jacobs aseguró que las imágenes de la película fueron cortadas y tomadas en ese momento por dos hombres con trajes grises, y su comandante le ordenó que no hablara más sobre eso.

Aprovechando la fiebre «UAP»

Cabe destacar que ya se había organizado una conferencia similar en 2010. Ahora, dadas las crecientes revelaciones que se han sucedido sobre el tema desde 2017 —cuando el incidente Nimitz entre pilotos de la Marina y fenómenos aéreos no identificados fue filtrado con videos y todo—, la oportunidad no podría ser mejor para recordarle a Washington las capacidades de estos objetos de otro mundo.

Los encuentros cercanos modernos fueron seguidos por un reconocimiento oficial de la Marina, y el Congreso recibió un informe en junio sobre lo que se sabía sobre los UAPs (el nuevo término no estigmatizado para los ovnis).

La evaluación inicial de la Oficina del Director de Inteligencia Nacional no fue concluyente, diciendo que no existen suficientes datos para determinar la naturaleza de los UAP, pero que pueden presentar un riesgo para la seguridad nacional.

Izquierda: Ex-primer teniente de la USAF Robert Jacobs, en la fila inferior central. Derecha: En la actualidad (durante la conferencia).

Salas lo llamó una admisión impresionante. Los veteranos reunidos en la conferencia de prensa del martes señalaron el informe de ODNI como un avance potencial en sus propios relatos no reconocidos.

«Ciertamente, nunca había visto algo como esto antes», dijo Salas sobre el informe. «Esto es real. No son visiones, no es gas de pantano, entonces, ¿a dónde vamos desde aquí?»

Para el Pentágono, significa reorganizarse para recopilar y analizar mejor los datos de UAP. La subsecretaria de Defensa, Kathleen Hicks, ordenó un plan y una posible revisión de la fuerza dedicada al estudio de estos fenómenos encabezada por el secretario de la Marina, Carlos Del Toro.

El Pentágono se ha negado a proporcionar actualizaciones públicas sobre el proceso. La Marina aplazó cualquier pregunta para Del Toro esta semana y dijo que solo el Pentágono podía hablar sobre el tema.

Sigue siendo un interrogante si Salas, Schindele, Jacobs y otros veteranos de la Fuerza Aérea que habían hecho afirmaciones similares lograrán convencer a otros para que tomen sus afirmaciones en serio.

«¿Nos han ignorado? Por el amor de Dios, nos han encerrado y silenciado», dijo Jacobs. «Nos han ridiculizado; nos han trastornado la vida. Esto es más que simplemente ser ignorados. Nos han tratado como imbéciles».

El mensaje y el encubrimiento

Pero, ¿por qué los extraterrestres desactivarían misiles?

«Solo puedo especular sobre por qué sucedió. Esta fue una demostración de un objeto de origen extraterrestre y no lo digo a la ligera», expresó Salas. «Creo que fue simplemente un mensaje para todos nosotros en el planeta Tierra de que tenemos que deshacernos de las armas nucleares».

Durante los encuentros sobre bases nucleares dijo que no hubo ningún ataque con ningún tipo de arma a pesar de la obvia tecnología que seguramente tendrían los seres alienígenas.

En cuanto a la razón del encubrimiento gubernamental sobre incidentes similares, una gran razón —teoriza Salas— puede deberse al valor de la tecnología alienígena que ha caído en manos de gobiernos de todo el mundo y se comercializa como moneda de cambio.

«Hay una cábala mundial, digamos, que está intercambiando información en secreto. La comunidad de inteligencia puede estar involucrada en un encubrimiento mundial», concluyó.

La conferencia completa, que tuvo lugar este 19 de octubre y dura 2 horas, puede ser vista a continuación:

Fuente: Military/The Sun. Edición: MP.

Sin comentarios
Etiquetas: , , , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Pinterest Email

Artículos Relacionados

 0 comentarios
Sin comentarios aún. ¡Sé el primero en dejar uno!
Dejar un comentario