La compañía fundada por Elon Musk lanzó ayer a última hora su cápsula Dragon, medio de reabastecimiento que carga con más de dos toneladas de suministros hacia la Estación Espacial Internacional. Lo ha hecho a través de su cohete Falcon 9, siendo además la vez número 50 en aterrizar un cohete reutilizable.

El cohete Falcon despegó con 1.950 kilos (4.300 libras) de equipos y experimentos para la Estación Espacial Internacional a bordo de la cápsula Dragon. Apenas unos minutos después, a medianoche, el propulsor de primera fase realizó un dramático aterrizaje de vuelta en Cabo Cañaveral, acompañado de explosiones sónicas.

«¡Y el Falcon ha aterrizado por 50ma vez en la historia de SpaceX!», anunció Jessica Anderson, ingeniera de SpaceX, entre vítores que se pudieron escuchar en la transmisión en directo vía Twitter (que retuiteamos en la nuestra). «Qué impresionante vista en vivo de todo el aterrizaje».

La cápsula Dragon, por su parte, siguió su viaje hacia la estación espacial, donde está previsto que llegue el lunes.

La primera vez que la empresa logró aterrizar un propulsor fue en 2015, dentro de una iniciativa que busca ahorrar costos y reciclar los cohetes. Tanto el último propulsor como la cápsula Dragon se habían empleado en vuelos anteriores.

Entre los experimentos científicos a bordo de la sonda, figuran: un análisis de la amortiguación de las zapatillas para correr en ingravidez de Adidas, un estudio de gotas de agua de Delta Faucet Co. para tratar de mejorar la conservación del agua de ducha, modelos 3D de tejido cardíaco e intestinal y 320 trozos de vid de Space Cargo Unlimited, la misma startup de Luxemburgo que envió 12 botellas de vino tinto al espacio el pasado noviembre para que envejezcan allí durante un año.

La capsula llevaba también golosinas para los dos estadounidenses y el ruso a bordo del laboratorio orbital: pomelos, naranjas, manzanas, tomates, Skittles, Hot Tamales y Reese’s Pieces.

Dragon 2

Si bien se trataba de un lanzamiento rutinario para la compañía, también se trataba de uno bastante especial. Y es que sería la última misión de reabastecimiento para la Estación Espacial Internacional por parte de SpaceX según el contrato actual que tienen con la NASA.

No obstante, esta no será la última misión con este cometido, ya que en 2016 se firmó otro acuerdo para continuar con los vuelos para reabastecer a esta estación hasta 2024. La cápsula será también mejorada. Y es que desde SpaceX anuncian que las próximas misiones las realizarán a través del Dragon 2.

Elon Musk junto a una cápsula Dragon 1.

La principal característica de esta nueva cápsula es el aumento de sus capacidades. Y es que el Dragon 2 sería capaz de llevar dentro un 20 % más de volumen que la actual cápsula. También sería posible reutilizarla en el espacio hasta un total de 5 veces, frente a las 3 veces del Dragon 1. Además, la cápsula ya no necesitará de la ayuda de un brazo robótico de la Estación Espacial Internacional para acoplarse a esta.

SpaceX tiene pensado lanzar el Dragon 2 en algún punto del próximo otoño. Cuando el Dragon 1 aterrice a la Tierra, será el fin de esta cápsula.

Fuente: SpaceX. Edición: Infobae/Sport

1 comentario
Etiquetas: , , , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Pinterest Email

Artículos Relacionados

 1 comentario
Comentarios
Mar 8, 2020
12:27
#1 Germán:

Si crearon un reactor nuclear para un porta aviones por q se sigue utilisando reactivos qímicos en los cohetes

Reply to this commentResponder

Dejar un comentario