Rusia comunicó que sus científicos han detectado el primer caso mundial de transmisión de la cepa H5N8 de la gripe aviar de aves a humanos y alertado a la Organización Mundial de la Salud.

Gripe aviar.

En declaraciones televisadas, Anna Popova, la directora del organismo de control de salud ruso (Rospotrebnadzor), dijo que los científicos del laboratorio Vektor habían aislado el material genético de la cepa de siete trabajadores en una granja avícola en el sur de Rusia, donde se registró un brote entre las aves en diciembre.

Los trabajadores no sufrieron consecuencias graves para la salud, agregó. Se cree que contrajeron el virus de las aves de corral.

«La información sobre el primer caso mundial de transmisión de la gripe aviar (H5N8) a los seres humanos ya ha sido enviada a la Organización Mundial de la Salud», comentó Popova.

Existen diferentes subtipos de virus de la influenza aviar. Si bien la cepa altamente contagiosa H5N8 es letal para las aves, nunca antes se había informado que se hubiera propagado a los humanos.

Popova elogió «el importante descubrimiento científico» y dijo que «el tiempo dirá» si el virus puede seguir mutando.

«El descubrimiento de estas mutaciones, cuando el virus aún no ha adquirido la capacidad de transmitirse de persona a persona, nos da a todos, al mundo entero, tiempo para prepararnos para posibles mutaciones y reaccionar de manera adecuada y oportuna», añadió.

La OMS confirmó el sábado que Rusia le había notificado sobre el desarrollo.

«Estamos en conversaciones con las autoridades nacionales para recopilar más información y evaluar el impacto en la salud pública de este evento», dijo un vocero. «Si se confirma, esta sería la primera vez que el H5N8 infecta a las personas».

La OMS hizo hincapié en que los trabajadores rusos eran «asintomáticos» y no se había informado de ninguna transmisión de persona a persona.

Las personas pueden infectarse con los virus de la influenza aviar y porcina, como los subtipos de gripe aviar A (H5N1) y A (H7N9) y los subtipos de gripe porcina como A (H1N1).

Según la OMS, las personas generalmente se infectan por contacto directo con animales o ambientes contaminados, y no hay transmisión sostenida entre humanos.

El H5N1 en las personas puede causar enfermedades graves y tiene una tasa de mortalidad del 60 por ciento.

La punta del iceberg

Gwenael Vourc’h, jefa de investigación del Instituto Nacional de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente de Francia, dijo que se sabe que los virus de la influenza evolucionan «con bastante rapidez» y que podría haber habido otros casos además de los reportados en Rusia.

«Esta es probablemente la punta del iceberg», dijo a la AFP.

Francois Renaud, investigador del Centro Nacional Francés de Investigaciones Científicas (CNRS), dijo sin embargo que no estaba «particularmente preocupado» en esta etapa, y añadió que la pandemia de coronavirus había enseñado a los países a reaccionar rápidamente ante posibles amenazas para la salud. «Se tomarán medidas draconianas para detener inmediatamente el brote», sentenció.

La gripe aviar ha asolado varios países europeos, incluida Francia, donde se han sacrificado cientos de miles de aves para detener la infección.

El Centro Estatal de Virología y Biotecnología Vektor de Rusia, que detectó la transmisión a los trabajadores de las granjas avícolas, también desarrolló una de las varias vacunas contra el coronavirus del país. En la era soviética, el laboratorio, ubicado en Koltsovo, en las afueras de la ciudad siberiana de Novosibirsk, llevó a cabo una investigación secreta de armas biológicas —y todavía almacena virus que van desde el ébola hasta la viruela—.

En declaraciones televisadas, el jefe de Vektor, Rinat Maksyutov, dijo que el laboratorio estaba listo para comenzar a desarrollar kits de prueba que ayudarían a detectar casos potenciales de H5N8 en humanos y comenzar a trabajar en una vacuna.

La Unión Soviética fue una potencia científica y Rusia ha tratado de recuperar un papel de liderazgo en la investigación de vacunas bajo el presidente Vladimir Putin. Rusia registró la vacuna contra el coronavirus Sputnik V en agosto, meses antes que los competidores occidentales e incluso antes de los ensayos clínicos a gran escala.

Después del escepticismo inicial en Occidente, la revista The Lancet publicó este mes resultados que muestran que la vacuna rusa, que lleva el nombre del satélite de la era soviética, es segura y efectiva.

Fuente: ScienceAlert. Edición: MP.

1 comentario
Etiquetas: , , , , , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Pinterest Email

Artículos Relacionados

 1 comentario
Comentarios
Feb 24, 2021
0:35
#1 HORACIO:

LISTO …PRIMERO CHINA ..AHORA RUSIA LARGA OTRO VIRUS .estamos en el horno.!!!!!!

Reply to this commentResponder

Dejar un comentario