Es extraño que un tema como el los dioses Anunnaki reciba cobertura oficial o sea mencionado en películas o series, algo que parece sospechoso teniendo en cuenta la riqueza de los que nos cuentan las antiguas tablillas cuneiformes. Sin embargo, no hace mucho un dibujo animado para niños lo ha mencionado explícitamente, hablando sobre la procedencia «interdimensional» de estos seres y su influencia en la humanidad.

Las escenas que verán a continuación pertenecen al episodio 20 de la segunda temporada de Scooby-Doo! Misterios S.A., que se emitía por Cartoon Network, cadena que decidió luego —algunos atarán cabos aquí— descontinuar la serie y no renovar por una tercera temporada.

«Soy de los Anunnaki, seres interdimensionales que visitamos el planeta Tierra cada unos pocos miles de años. Llegamos en un tiempo llamado Nibiru, cuando las barreras entre nuestros mundos se debilitan. Los Anunnaki tenemos una gran historia ayudando a los humanos, pero no tenemos forma física y debemos habitar en animales. Esta es la razón por la cual algunos animales, nuestros descendientes, pueden hablar y otros no. Pero no todos los Anunnaki son amables y buenos. Hay malvados. Y el más malvado de nosotros está encerrado bajo la Cueva Cristal y no debe liberarse», dice en el episodio uno de estos seres en forma de perra.

Aquí cabe destacar varios puntos importantes. En primer lugar, que los Anunnaki son mencionados como seres procedentes de otra dimensión y no de otro planeta. En segundo, que Nibiru es descrito como un espacio de tiempo y no como el hogar de estos dioses.

También es importante mencionar el hecho sobre la apariencia inmaterial de estos seres, que no es clara y toma varias formas (¿shape-shifters?). Este es un tema que discutimos en profundidad y podrán ampliar en ESTE ARTÍCULO.

Otro hecho importante es que se habla sobre una facción buena y otra mala de de los Anunnaki, en una posible referencia a la enemistad entre los hermanos Enki y Enlil del mito sumerio. Al respecto, otro fragmento del mismo episodio señala cuál es la naturaleza y objetivo de los dioses «malos»:

«No todos somos buenos, algunos son demonios que solo quieren alimentarse de vuestra energía. El mayor demonio de todos está preso en un sarcófago de cristal para que no pueda causar ningún daño. Este demonio desea devorar mundos, manipula a grupos de humanos para ser liberado».

Sin duda, un pensamiento digno de la antroposofía de Rudolf Steiner, donde se propone que no estamos en el tope de la cadena alimenticia y existen seres que se alimentan del miedo y sufrimiento humano.

Asimismo, es la segunda vez que se hace mención del «cristal» —aunque no se menciona de qué tipo— como una forma de contener a estos demonios y sus malas energías. En esta parte, cabe recordar que recientes experimentos en la Gran Pirámide, por ejemplo, han comprobado que ésta tiene la capacidad de concentrar energía electromagnética; y que otras tantas veces los visitantes e investigadores independientes han registrado efectos piezoeléctricos dentro de ella. ¿Podría estarse refiriendo entonces a que algunos monumentos de Egipto en realidad fueron construidos por los «dioses buenos» para contener cierto tipo de energía?

Sea como sea, resulta sospechoso que poco después la serie fuera cancelada. ¿Acaso fue debido a que se atrevieron a mostrar un tema prohibido? Lo dejamos a vuestro criterio.

Por Arkantos Khan.

Sin comentarios
Etiquetas: , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Pinterest Google+

Artículos Relacionados

 0 comentarios
Sin comentarios aún. ¡Sé el primero en dejar uno!
Dejar un comentario