Científicos de Francia finalmente han recibido una de sus últimas e impresionantes herramientas en el esfuerzo por crear la fusión nuclear: un imán lo suficientemente potente como para levantar un portaaviones.

Representación de SPARC, un tokamak compacto de alto campo, actualmente en proceso de diseño por un equipo del MIT y Commonwealth Fusion Systems. Su misión es crear y confinar un plasma que produzca energía de fusión neta. Crédito: T. Henderson, CFS/MIT-PSFC.

Investigadores del Reactor Experimental Termonuclear Internacional (ITER) presentaron la primera parte del imán hace unos días, cuando la recibieron de su fabricante estadounidense, según informó The Associated Press. Cuando esté completamente ensamblado, tendrá una altura asombrosa de 18 metros y poco más de 4 metros de diámetro.

El imán en sí se conoce como «solenoide central». Se utilizará como superconductor para alcanzar las increíbles cantidades de calor y presión necesarias para producir la fusión nuclear. El solenoide puede generar un campo magnético aproximadamente 280.000 veces más fuerte que el campo magnético de la Tierra.

El imán siendo transportado. Crédito: Daniel Cole/AP.

«Cada finalización de un componente importante, el primero en su tipo, como el primer módulo del solenoide central, aumenta nuestra confianza en que podemos completar la compleja ingeniería de la máquina completa», dijo Laban Coblentz, portavoz de ITER.

Sol en la Tierra

La fusión nuclear ha sido el santo grial de la energía limpia durante décadas, pero es una nuez difícil de romper. Las plantas de energía nuclear actuales utilizan la fisión, la división de átomos, para producir electricidad. Es eficaz, pero puede ser peligroso y deja residuos nucleares duraderos que son difíciles y costosos de almacenar de forma segura. La fusión nuclear, por otro lado, se basa en la combinación de dos átomos para formar uno más grande. Este es el tipo de reacción que ocurre en el Sol y las estrellas. Cuando se reproduce artificialmente en la Tierra, es mucho menos propenso a explosiones catastróficas que la fisión, y produce muchos menos desechos radiactivos.

El reactor de fusión ITER está programado para ser uno de los reactores más grandes que existen y muchos creen que es uno de los esfuerzos más prometedores para finalmente lograr el elusivo objetivo. Si tiene éxito, podría cambiar el mundo.

«La fusión, en muchos sentidos, es la fuente de energía limpia definitiva… La cantidad de energía disponible es realmente revolucionaria», explicó Maria Zuber, vicepresidenta de investigación del MIT. «Su objetivo final es descarbonizar la red eléctrica, ralentizar el cambio climático y reducir la producción de gases de efecto invernadero».

«Ninguno de nosotros está tratando de ganar trofeos en este momento. Estamos tratando de mantener el planeta habitable», concluyó.

Fuente: Miami Herald. Edición: MP.

1 comentario
Etiquetas: , , , , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Pinterest Email

Artículos Relacionados

 1 comentario
Comentarios
Sep 14, 2021
3:34
#1 HORACIO:

«Ninguno de nosotros está tratando de ganar trofeos en este momento. Estamos tratando de mantener el planeta habitable», jajajajajajajaaa EL MEJOR CHISTE DEL AÑO 2021 .!!!!!

Reply to this commentResponder

Dejar un comentario