Se trata de una escultura con forma humana y cabeza de toro. Además, hallaron una máscara de 1,40 metros por 1 metro.

La estatua que ha causado miedo en muchos turistas se encuentra a 4 metros de profundidad en el lago Mari Menuco (‘diez pantanos’ en idioma mapuche), en la provincia de Neuquén, Argentina. Mide metro y medio de altura y tiene un peso aproximado de 250 kg.

Según reporta el diario local LM Neuquén, además de los dos cuernos propios del ser de la mitología griega, la estatua de hierro y hormigón esconde, dentro de una caja fuerte con candado, su corazón.

El hallazgo

Durante los meses de marzo y abril de este año, muchos visitantes del Mari Menuco denunciaron la aterradora presencia. Una de esas personas es Cristian —testigo que prefirió permanecer en el anonimato para proteger su identidad—, quien le dijo al periódico que estaba navegando en kayak el 10 de abril, cuando se dio cuenta de que había «algo» raro debajo del agua.

«Y ahí lo vi, era un minotauro. Primero me agarró miedo. Hay muchos mitos sobre el agua y todos nos reímos, pero creo que algo cierto hay. O por lo menos, en ese momento, todas las dudas que tenía sobre los seres sobrenaturales, se confirmaron. Era un minotauro», contó el joven de 23 años, describiendo su reacción al ver al ser de hierro y cemento.

Según relató, apenas lo divisó, su primer instinto fue remar a toda velocidad hasta la orilla. Luego se relajó, teniendo en cuenta que había gente alrededor que ignoraba su presencia.

Agarrando coraje se bajó del kayak e intentó nadar hacia él, pero no se animó. En cambio, optó por salir del lago y contarle a su primo, quien no le creía y tuvo que verlo con sus propios ojos.

La impresión de su pariente de 18 años fue la misma que la de él. «Le vi su cara de susto y me reí. Le dije “viste que no me creías, ahí está”, recordó Cristian. Cuando no sintieron tanta impresión, decidieron sumergirse, pero no llegaron a tocar la escultura pues no tenían los elementos de buceo para alcanzarlo —ni patas de rana, ni peso; tampoco el estado físico—.

«Después de ese día, me volví fanático del agua», aseguró el joven. Si bien no pudieron acercarse lo suficiente, lograron contemplarlo y se obsesionaron con el asunto, estudiándolo y llegando a la conclusión de que nada tiene que ver con lo terrorífico de su apariencia.

Gen ko

Cristian investigó qué significaba la presencia de un minotauro debajo del agua y le surgió el término gen ko. Teniendo en cuenta la cosmovisión mapuche, refiere a las energías protectoras de cada lugar, siendo ko el agua.

«Cada elemento de la naturaleza tiene el suyo y es por eso que los mapuches siempre piden permiso para entrar al agua o para cortar un árbol. Ese permiso se lo piden a este gen ko», explicó Cristian. Esta cultura sostiene que, cuando estos elementos naturales se sienten atacados, aparecen.

El lago Mari Menuco forma con el lago Los Barreales, un complejo lacustre artificial que ofrece un escenario ideal para las actividades acuáticas. Toma su nombre de un término mapuche que significa 'diez pantanos'.

Según Lefxaru Nawel, de la comunidad Lof Newen Mapu de la Confederación Mapuche de Neuquén, cuando se trata de lugares grandes, como un río, un lago o una montaña, estos gen ko se personifican en animales o en cosas animales sobrenaturales. Por lo tanto, el minotauro podría significar esa protección.

«Siempre están, pero no todos los pueden ver. Nosotros siempre pedimos permiso para intervenir, cuando nos metemos al lago o en las ceremonias. En nuestra cultura, hay personas que pueden verlas en todos los elementos naturales», comentó Nawel al ser consultado por LM Neuquén.

Cabe destacar que Cristian volvió varias veces al lugar, encantado con la escultura y las creencias detrás de ella. Sin embargo, al cabo de dos meses encontró algo más: una máscara.

Se trata de una especie de rostro que sale del suelo y mira hacia arriba. Del mentón a la frente hay un metro cuarenta, y de ancho tiene un metro. Fue hecha con la boca abierta, labios marcados y una palabra en cada uno de los pómulos: «Viaje eterno».

Y si bien durante las últimas semanas no regresaron al lago por las bajas temperaturas, tanto él como su grupo de amigos está a la espera de que pasen las estaciones más frías del año para poder volver y ver si hay algo más escondido en las profundidades del Mari Menuco.

Fuente: LM Neuquen/El Litoral. Edición: MP.

1 comentario
Etiquetas: , , , , , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Pinterest Email

Artículos Relacionados

 1 comentario
Comentarios
May 25, 2022
16:24
#1 HORACIO:

ALGO MUY COMUN PARA EL DELEITE DE LOS BUCEADORES.......ASI TODOS TIENEN SU SELFIE ;) ...https://www.hola.com/viajes/2012081059944/museo-submarino-esculturas-cancun-mexico/

Reply to this commentResponder

Dejar un comentario