Arqueólogos y otros expertos que trabajan en la recuperación dicen que probablemente se trata del Clotilda, un barco que fue quemado luego de traer 110 esclavos a Mobile, Alabama, en 1860.

Esta foto aérea muestra los restos de una embarcación de madera que algunos expertos creen podría ser el Clotilda, el último barco esclavo en llegar a los EE.UU.

Esta foto aérea muestra los restos de una embarcación de madera que algunos expertos creen podría ser el Clotilda, el último barco esclavo en llegar a los EE.UU.

Los hombres, mujeres y niños que llegaron en el buque carguero fueron secuestrados y traídos a Estados Unidos 59 años después de que Gran Bretaña prohibiera la importación de personas a sus colonias y de que en 1833 se aboliera la esclavitud en el imperio británico.

El descubrimiento fue hecho por Ben Raines, un periodista que cubre la costa del golfo para AL.com y quien basó su investigación en registros históricos y el testimonio de ancianos.

«Lo que queda del buque se encuentra parcialmente enterrado en el lodo en una isla en el delta de Mobile-Tensaw, unas pocas millas al norte de la ciudad de Mobile», escribió Raines. «Los restos del barco, que normalmente debían estar cubiertos por el agua, quedaron expuestos debido a que la marea bajo mucho por los vientos del mismo sistema atmosférico que causó la tormenta invernal “ciclón bomba”».

Foto de archivo: Los esposos Abache y Cudjo, dos de los sobrevivientes del Clotilda, en un patio de Africatown, en Alabama.

Foto de archivo: Los esposos Abache y Cudjo, dos de los sobrevivientes del Clotilda, en un patio de Africatown, en Alabama.

Aprovechando la baja marea, Raines exploró el área, a la que solo se puede acceder en bote, utilizó un dron para tomar fotos aéreas y llevó su hallazgos a un grupo de arqueólogos de la Universidad de West Florida, en Pensacola. Los expertos dijeron que los restos de la embarcación coinciden con los años en que el Clotilda fue construido, y el lugar en que fue encontrado coincide con los registros históricos.

La historia del Clotilda ha cautivado a arqueólogos e historiadores por décadas ya que se supone que no quedaran restos del buque. Los esclavistas responsables por la carga del barco ordenaron que fuera quemado para que no quedara evidencia del viaje, debido a que era ilegal para ese entonces el transporte de esclavos. La mayoría de los esclavos provenían del Reino de Dahomey, actualmente República de Benín.

Apuesta infame

«Mientras la nación se acercaba a una guerra civil por el tema de la esclavitud, el capitán de buques de vapor y propietario de plantaciones,Timothy Meaher, hizo una infame apuesta de que podía introducir esclavos en el país, bajo las narices de las tropas federales que custodiaban la entrada de la Bahía de Mobile», reportó AL.com.

Años después, Meaher se jactó de su hazaña en declaraciones a un periódico local.

Las personas que llegaron en el barco fueron esclavos por cinco años, hasta la abolición de la esclavitud en 1865. Miembros del grupo compraron tierras al norte de Mobile y fundaron la comunidad Africatown, donde aún viven descendientes de los esclavos traídos en el Clotilda.

Fuente: Live Science/El Nuevo Herald.

Sin comentarios
Etiquetas: ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Pinterest Email

Artículos Relacionados

 0 comentarios
Sin comentarios aún. ¡Sé el primero en dejar uno!
Dejar un comentario