Todos los planetas del sistema TRAPPIST-1 podrían ser similares a Venus, con el agua o los océanos evaporados hace mucho tiempo, con la excepción posible de TRAPPIST 1 e.

Es la conclusión de Andrew Lincowski, estudiante de doctorado de la Universidad de Washington y autor principal de un estudio publicado en Astrophysical Journal que actualiza modelos climáticos de este sistema que orbita una estrella enana M relativamente fría, situada a 39 años luz.

Combinando modelos de clima terrestre con modelos de fotoquímica, los investigadores simularon estados ambientales para cada uno de los mundos de TRAPPIST-1.

Su modelado indica que:

  • TRAPPIST-1 b, el más cercano a la estrella, es un mundo ardiente demasiado caliente incluso para que se formen nubes de ácido sulfúrico, como en Venus.
  • Los planetas c y d reciben un poco más de energía de su estrella que Venus y la Tierra del Sol y podrían ser similares a Venus, con una atmósfera densa e inhabitable.
  • TRAPPIST-1 e es el más probable de los siete que albergan agua líquida en una superficie templada, y sería una excelente opción para estudios posteriores teniendo en cuenta la habitabilidad.
  • Los planetas exteriores f, g y h podrían ser similares a Venus o podrían estar congelados, dependiendo de cuánta agua se formó en el planeta durante su evolución.

En conjunto, la investigación determina que cuando el agua se evapora de la superficie de un planeta, la luz ultravioleta de la estrella rompe las moléculas de agua, liberando hidrógeno, que es un elemento más ligero y puede escapar de la gravedad de un planeta. Esto podría dejar una gran cantidad de oxígeno atrapado en la atmósfera y eliminar de manera irreversible el agua del planeta.

«Un planeta así puede tener una atmósfera de oxígeno espesa, pero no generada por la vida, y es diferente de cualquier cosa que se haya observado», subraya Lincowski.

«Esto podría ser posible si estos planetas tuvieran más agua inicialmente que la Tierra, Venus o Marte», dijo en un comunicado. «Si el planeta TRAPPIST-1 e no hubiera perdido toda su agua durante esta fase, hoy podría ser un mundo acuático, completamente cubierto por un océano global. En este caso, podría tener un clima similar al de la Tierra».

Fuente: Universidad de Washington. Edición: EP.

1 comentario
Etiquetas: , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Delicious Google+

Artículos Relacionados

 1 comentario
Comentarios
Nov 23, 2018
1:22
#1 HORACIO:

Esta mujer canta la justa…es muy criteriosa y deja en absurdo a muchos cientificos del universo delirantes.! …https://jorgefernandezdiaz.cienradios.com/enigmas-ciencia-no-descifrar/

Reply to this commentResponder

Dejar un comentario