Luego que se descartara un evento de impacto en su próximo paso cercano en 2029, un nuevo estudio afirma que este asteroide de más de 300 metros de diámetro tiene grandes posibilidades de chocar contra nuestro mundo en 2068.

Asteroide Apofis.

Nombrado en honor al dios egipcio de la destrucción y el caos, Apofis tiene un periodo orbital de 323 días alrededor del Sol y su trayectoria le lleva a atravesar la órbita de la Tierra dos veces en cada vuelta. Y a pesar que no tiene el poder para destruir nuestro mundo, de impactar contra él tendría la capacidad de destruir una ciudad entera y matar a millones de personas.

Ahora, el investigador Dave Tholen y sus colaboradores del Instituto de Astronomía (IfA) de la Universidad de Hawái han anunciado la detección del llamado efecto Yarkovsky en el susodicho asteroide. Este efecto modifica las órbitas de objetos pequeños del Sistema Solar como resultado del modo en que estos absorben la radiación del Sol en una de sus caras y lo reirradian mientras rotan. Esto produce un ligero desequilibrio que, lentamente, con el paso del tiempo, altera la trayectoria del objeto.

En este caso, el efecto es suficientemente considerable como para desviar a Apofis y situarlo en trayectoria de colisión contra nuestro planeta en el año 2068.

El próximo paso peligroso

Apofis es digno de mención debido a su aproximación extremadamente cercana a la Tierra el viernes 13 de abril de 2029, cuando el dios del caos se hará visible a simple vista al pasar dentro del cinturón de satélites de comunicaciones que orbitan la Tierra.

«Sabemos desde hace algún tiempo que un impacto con la Tierra no es posible durante la aproximación cercana de 2029», dijo en un comunicado Tholen, quien ha estado siguiendo con precisión el movimiento de Apofis en el cielo desde que su equipo lo descubrió en 2004.

Apophis.

El próximo 13 de abril de 2029, Apofis pasará a una distancia de 38 000 kilómetros de la Tierra.

«Las nuevas observaciones obtenidas con el telescopio Subaru a principios de este año permitieron revelar la aceleración Yarkovsky de Apofis, y muestran que el asteroide se está alejando de una órbita puramente gravitacional en unos 170 metros por año, lo que es suficiente para mantener el escenario de impacto de 2068 en juego», agregó Tholen.

Los cálculos de la órbita fueron realizados por Davide Farnocchia del Laboratorio de Propulsión a Reacción de la NASA, quien es coautor del artículo que se presentó en la reunión virtual 2020 de la División de Ciencias Planetarias de la Sociedad Astronómica Americana.

Se están realizando más observaciones para refinar la amplitud del efecto Yarkovksy y cómo afecta la órbita de Apofis. Los astrónomos sabrán bien antes de 2068 si existe alguna posibilidad concreta de impacto.

Fuente: Universidad de Hawái. Edición: EP/MP.

Sin comentarios
Etiquetas: , , , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Pinterest Email

Artículos Relacionados

 0 comentarios
Sin comentarios aún. ¡Sé el primero en dejar uno!
Dejar un comentario