Después de décadas de escrutinio infructuoso de mensajes alienígenas en el cosmos, un grupo de científicos dice que es hora de probar una regla básica de etiqueta: decir «hola» primero.

«Buscando en el universo para descubrirnos a nosotros mismos», reza el eslogan de METI.

«Buscando en el universo para descubrirnos a nosotros mismos», reza el eslogan de METI.

Una organización creada recientemente y llamada METI (de Messaging Extraterrestrial Intelligence), planea hacer el esfuerzo más ambicioso hasta el momento para enviar potentes señales a las estrellas vecinas del Sistema Solar, con la intención de contactar con posibles civilizaciones alienígenas.

A pesar de las críticas de los detractores, como el célebre astrofísico Stephen Hawking, que alertan del peligro de revelarle nuestra posición a una potencial civilización hostil y peligrosa, este organismo se ha planteado el objetivo de saludar a los extraterrestres. Su intención es enviar señales potentes, repetidas e intencionales a una misma estrella durante meses o años.

«Si queremos comenzar una comunicación durante el transcurso de muchas generaciones, ahora debemos aprender y compartir información», ha dicho en Mercury News Douglas Vakoch, presidente de METI y antiguo director de un departamento para la comunicación interestelar del SETI (Institución para la Búsqueda de Inteligencia Extraterrestre).

Objetivo: Próxima b

El proyecto tiene como meta comenzar a enviar palabras para iniciar una conversación a finales de 2018. Para ello, ha elegido Próxima b, un planeta rocoso potencialmente habitable que se encuentra en la órbita de la estrella Próxima Centauri, la estrella más cercana al Sol y situada a unos 4,2 años luz de distancia.

Recreación artística del aspecto de Próxima B, el planeta objetivo.

Recreación artística del aspecto de Próxima B, el planeta objetivo.

Pasado un tiempo, METI enviaría las señales a localizaciones más lejanas, situadas a cientos o miles de años luz.

METI fue fundado en 2016, y tiene previsto organizar varias conferencias en 2017. Sus planes pasan por recoger una cifra cercana al millón de dólares para mantener al personal y construir un potente transmisor en algún lugar remoto. Antes de todo eso, METI tendrá que concluir cuál es la mejor forma para decirle «hola» a un extraterrestre.

4 comentarios
Etiquetas: , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Pinterest Email

Artículos Relacionados

 4 comentarios
Comentarios
Dic 27, 2016
15:47

Me parece una inversión económica desmedida, pudiéndose aplicar a mejorar instalaciones que ya están en funcionamiento, crear laboratorios espaciales, investigaciones sobre teletransportar la materia, medicina con laser, propulsión sin tanto gasto de combustible,incremetar velocidades en las naves espaciales para acortar el tiempo de viaje, o mil cosas más útiles a corto plazo.
Para que respondan la señal tienen que estar abanzados, por lo menos en nuestro nivel, teniendo en cuenta lo que tarda la señal en ir y volver es demasiado.

Reply to this commentResponder

Dic 27, 2016
16:08
#2 santo mitchell wattley:

Los únicos extraterrestres que existen están entre nosotros desde antes de la creación de Adán y se llaman demonios, pero lo extraño es que suben y bajan, y tienen su morada fija en las profundidades del universo.

Efesios 6:12 Porque no tenemos lucha contra sangre y carne, sino contra principados, contra potestades, contra los gobernadores de las tinieblas de este siglo, contra huestes espirituales de maldad en las regiones CELESTES.

Claro que pronto harán contacto de radio con el hombre, pero será el fin de la especie humana.

Reply to this commentResponder

Dic 28, 2016
17:42
#3 HORACIO..:

esto no es un ambicioso plan…. es una ambiciosa boludez.!!! y despues me niegan que la mayoria de los cientificos espaciales estan en la boludez.:¿¿??

Reply to this commentResponder

Mar 9, 2017
21:07

No sé ni qué comentar de los temas de hoy. Buenísimos, lo que a mí me gusta. Pero tienen muchos comentaristas, que son o(se creen) expertos y refutan lo que una persona sencilla opine. Eso no me gusta. Un saludo cordial.

Reply to this commentResponder

Dejar un comentario