Los Tripulantes

Reconstrucción del aspecto de los alienígenas vistos por Betty Hill.

Uno de los puntos del caso que ha desatado más controversia y confusión, es la descripción física que hacen los Hill sobre sus secuestradores. Esto parece provenir de la escasez de información descriptiva en la literatura del incidente. Es un error común el creer que Barney observó a los tripulantes humanoides solo durante un intervalo corto desde su posición en el lugar de los hechos. De hecho, Barney tenía recuerdos conscientes y continuos de haber observado seres humanoides vistiendo uniformes brillantes de color negro y gorras oscuras.

En su reporte inicial hecho a la NICAP mediante el investigador Walter Webb, Barney declaró que la experiencia sacudió tanto su raciocinio y sensibilidad que su mente simplemente no podía hacer el ajuste necesario para asimilarlo. Un bloqueo mental siempre se interponía cuando intentaba recordar las características faciales de los humanoides que lo observaban parados detrás de las ventanillas de la nave. Sin embargo, sí recordaba la inexpresividad del rostro del que parecía ser el “líder” y la sonrisa de uno de los seres que lo miraba de reojo desde el panel de controles.

El 22 de Febrero de 1964, el Dr. Simon exploró detalladamente, bajo una hipnosis profunda, los recuerdos que trataban del encuentro cercano con los humanoides. Barney mencionó: “Parece amigable y me está mirando por sobre su hombro derecho. Está sonriendo. Su rostro es redondo. Es como si fuera un irlandés pelirrojo”. La razón de esta mención que hace es porque le recordaba a alguien que proyectaba calidez en vez de la hostilidad prejuiciosa que Barney estaba acostumbrado a recibir por parte de los irlandeses. No vio literalmente a un irlandés pelirrojo. La figura amenazante meramente le hizo recordar una pasada experiencia con un irlandés. Momentos antes de esta secuencia de la hipnosis, Barney estaba experimentando una compulsión emocional extrema, con alaridos intermitentes, quejas, y respiración acelerada. Evidentemente no quería penetrar ese bloqueo que se había erigido en su mente hace dos años y medio. Vale la pena repetirlo para que quede claro, esta descripción subjetiva fue concebida en un estado emocional precatártico, y por consiguiente no debe ser interpretada como un retrato literal de un irlandés pelirrojo.

La segunda criatura humanoide que Barney pudo observar en la escena, le recordó a un “malvado nazi”. De nuevo, esta era su respuesta emocional subjetiva basada en una anterior experiencia de la época de la 2da Guerra Mundial. Pero lo bueno es que realmente se estaba avanzando en el objetivo de derribar el bloqueo que reprimía los detalles del evento. Esta vez el susodicho fue capaz de notar que el humanoide parado en la ventana, el que identificó como el “líder”, llevaba puesta una especie de bufanda negra. A medida que se enfocaba en el líder, Barney describió su apariencia de la siguiente manera: “Sus ojos eran rasgados. Los veo así que… sus ojos eran rasg… rasga.. dos! [gritando], pero no como los chinos”. De pronto siente terror al darse cuenta que estaba observando ojos de otro mundo.

A parte de esta observación desde el campo, Barney pudo observar las características físicas de los alienígenas en al menos otras dos ocasiones: una cuando ellos se acercaron a pie hacia su vehículo para abducirlo, y otra cuando abrió los ojos mientras lo examinaban. Estos periodos de observación le permitieron la oportunidad de absorber detalles acerca de las criaturas humanoides, fisiognomía, estructura corporal, tamaño, lenguaje y movimientos —elementos descriptivos que fueron parcialmente recordados durante la regresión hipnótica. De todas formas, el Dr. Simon nunca le solicitó a Barney realizar la narrativa acerca de estos detalles característicos; más bien era una mezcla de momentos que Barney recordó conscientemente antes de la hipnosis y detalles que fluyeron después de ésta a medida que volvía a su memoria la información perdida.

A principios de Octubre de 1967, con el fin de retratar a sus secuestradores, los Hill suministraron a David Baker, un prominente artista de New Hampshire, los siguientes detalles que ayudaron a constituir de forma precisa los primeros dibujos forenses sobre las características físicas de los alienígenas:

  • Los ojos de los captores eran rasgados, y se extendían a los lados de sus rostros, lo que se asimilaba a la visión periférica de ojos felinos.
  • Parecían tener grandes pómulos y un mentón débil, algo que sugería rasgos mongoloides.
  • Tenían una estructura craneal alargada, lo cual, en teoría, sería anatómicamente necesario para compensar la pérdida de espacio para el cerebro ante la presencia de ojos tan grandes.
  • Daban la impresión de tener inmovilizados los músculos de la boca. Sin embargo, Barney pudo vislumbrar, a pesar de la distancia a la que se encontraba, una sonrisa por parte del humanoide que le recordó a un “irlandés pelirrojo”. Sus captores, en una inspección más meticulosa, no parecieron registrar las emociones humanas de tristeza o alegría.
  • Se pudo ver una membrana cuando uno de los humanoides abrió ligeramente su boca. Esta membrana vibraba cuando las criaturas se comunicaban entre sí en un lenguaje desconocido mediante “zumbidos”.
  • A pesar que el iris parecía llenar casi la mayoría de los ojos de las criaturas, una pequeña zona blanca se podía ver fundiéndose con un color amarillento. No se observaba parpadeo alguno, lo que sugiere la posibilidad de la existencia de una membrana protectora que mantenía el aire y las impurezas fuera de los ojos, lo cual hace innecesaria la lubricación del área ocular.
  • No se notó ningún cartílago en las orejas; solo agujeros, posiblemente recubiertos con una membrana.
  • No tenían cabello.
  • El color de la piel era gris aluminio.
  • Las piernas eran flacas y el pecho amplio.

Baker conjeturó que aquella membrana delgada e incolora que recubría el cuerpo entero de los alienígenas, podría servir como un traje protector por razones climáticas y/o clínicas.

A mediados de los 1970′s, James Harder, Ph.D., director de la ya extinta Aerial Phenomena Research Organization (APRO), con sede en Tucson, Arizona (un grupo científico y educativo sin fines de lucro dedicado a la eventual solución del misterio de los OVNIs), comenzó a trabajar con Betty para lograr sacar información adicional acerca de la apariencia y características sociales de sus secuestradores.

Harder era profesor de ingeniería hidráulica con funciones en bioingeniería en la Universidad Berkeley de California. Un especialista en casos de encuentros cercanos, y un ducho hipnotista. Luego de ganarse la confianza de Betty y convencerla de hacer una sesión de hipnosis, el 19 de enero de 1976, logró documentar una descripción más detallada de los secuestradores al hacer un cuestionario más específico. Anterior a esto, el temor intenso que tenía Betty sobre la apariencia de sus captores, la hizo alejarse de proveer un relato detallado sobre ellos.

En poco tiempo, a través de una sugestión post-hipnótica, el Dr. Harder condicionó a Betty para tener menos miedo y recordar más.

Betty reveló que había visto entre 10 y 11 seres que se parecían entre sí, pero que al menos uno era físicamente diferente al resto. “Era de poca estatura, aproximadamente 3 1/2 pies de altura (poco más de 1 metro). Su cabeza parecía una pelota de basket, con una estructura craneal alargada, y una cara chata con grandes ojos. La medida de su órbita ocular era ancha y se extendía levemente a los lados más allá de la del ojo humano. El iris o era muy oscuro o bien las pupilas eran extremadamente largas, ya que llenaban casi toda la porción visible del ojo. La nariz era ancha, plana y pequeña, y poseía una pequeña hendidura como boca. Tenía una contextura robusta con un cuello grueso, hombros anchos, y pecho macizo. Sus manos tenían al menos cuatro dedos cortos y un pulgar, sin uñas. Sus dedos estaban muy separados, era como si dos dedos estuvieran juntos, saliendo del mismo lugar, luego un dedo pequeño y el pulgar. No eran como los dedos del líder. Parece como si alguien le hubiera cortado la punta de sus dedos. No sé si tiene tres o cuatro dedos”.

La abducida sintió hostilidad por parte de esta criatura humanoide que esperaba en el oscuro pasillo afuera del cuarto de exámenes. Betty declaró, “No apartaba su vista de mi. Me dan ganas de meterle una patada por la manera en que me está mirando. Da miedo. Si lo pateo sabrá que no le temo.”

Cuando abandonaban la nave, pudo notar que la criatura parecía enojada. Discutía algo con las demás, mientras Betty era despojada del libro con que había logrado hacerse. Lo autoritario de este ser hizo que Betty tuviera que replantearse la jerarquía que tenía el grupo de alienígenas. Sospechaba que tal vez esa criatura fuese en realidad el líder o representante militar, y el ocupante que ella y Barney reconocieron como el líder fuera en realidad solo un intérprete.

Publicado el 7 de octubre de 2012 9 comentarios
Etiquetas: , , , , , , , , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Delicious Google+

Artículos Relacionados

 9 comentarios
Comentarios
oct 7, 2012
3:37
#1 HORACIO:

- soy partidario tambiem de que este fue un caso real .recuerdo haber visto hace años un video basado en este hecho..muy buena pelicula pero nunca mas encontre ese video . me pregunto cuanta gente desaparece en el mundo como evaporada y jamas hallan el cuerpo..podrian ser casos como estos pero sin rtorno.saludos

Reply to this commentResponder

oct 8, 2012
1:35
#2 gastonadonay:

Extraordinario artículo. Hace tiempo que andaba por ahí tratando de encontrar algo claro de esta experiencia del matrimonio Hill. Sería interesante leer el libro El Viaje Interrumpido.
Saludos y felicitaciones

Reply to this commentResponder

oct 8, 2012
4:17
#3 Arkantos:

@gastonadonay: Gracias! Recopilar toda la información mostrada y resumida en este artículo nos ha llevado varios meses de trabajo, pues la idea era armar un artículo de referencia sobre este caso. Esperamos haberlo logrado ;)

Reply to this commentResponder

oct 8, 2012
14:58
#4 HORACIO:

- Si realmente da gusto leer un articulo tan bien detallado del tema. 10 puntos master.!!!

Reply to this commentResponder

oct 9, 2012
1:20
#5 Luis Alvarez.:

HASTA EL DIA DE SUS MUERTES,NUNCA DEMANDARON NINGUN TIPO DE PUBLICIDAD,SOLO LA QUE AMERITABA EL CASO,TAMPOCO SACARON PROVECHO DE ESA SITUACION;TAMPOCO SE BENEFICIARON ECONOMICAMENTE,COMO OTROS QUE LA HAN SACADO PROVECHO A CIERTAS SITACIONE;NUNCA VARIARON SU HISTORIA,POR ESO YO LE CREO PORQUE PUSIERON ,CON LA VERDAD UN REALIDAD QUE ,TANTO LA IGLESIA COMO LOS GOBIERNOS NOS OCULTAN.

Reply to this commentResponder

oct 9, 2012
16:24
#6 Sergio M.:

Que excelente trabajo de recopilación y objetividad, impecable. Muchas gracias por difundir su trabajo, hacen que los debunkers tiemblen. Un abrazo.

Reply to this commentResponder

oct 9, 2012
19:07
#7 Patricia:

Este caso me fascina y fue el primero que leí cuando me interesé por la temática OVNI….considero que una experiencia genuina la que vivió esta pareja. Muy lindo el artículo …

Reply to this commentResponder

ene 21, 2013
17:18
#8 Alejandro:

Me parece inceible que toda esta informacion se haya recabado de una manera tan completa y simple, excelente reportaje!!!

Creo que son estos casos tan bien documentados lo que le da un poco de seriedad a estos temas de estudio…

Con respecto a los relojes que parecieran atrasarse, el que siempre den horas diferentes, es porque estas naves deben doblar el espacio tiempo para poder moverse a esas volecidades y rocerrer esas distancias… el campo magnetico debe ser tan fuerte que aun sin moverse actua sobre relojes y brujulas.

Reply to this commentResponder

jul 20, 2015
1:11
#9 gustavo:

De chico me entusiasmo este caso Parece real Ellos eran personas muy serias. Excelente trabajo

Reply to this commentResponder

Dejar un comentario