Acerca de Marjorie Fish, Randi dice: “Ella de alguna manera modificó la perspectiva y volvió a dibujar una sección de la constelación Reticulum para que coincida”. Cualquiera que haya examinado los modelos y publicaciones reconocerá que Fish hizo un monumental trabajo construyendo con exactitud más de 25 modelos 3-D de nuestro vecindario galáctico local, algunos con más de 250 estrellas. A pesar que las estrellas base pertenecen de hecho a la constelación Reticulum, las demás no. Randi parece ignorar que una constelación es en realidad una pequeña región del firmamento cuyas estrellas se encuentran en la misma dirección angular con respecto a la Tierra, pero, en la mayoría de los casos, no necesariamente cercanas unas a otras. Randi, al igual que Sagan, mostró esquemas totalmente engañosos con puntos y líneas de puntos rectas, sin líneas curvas o sólidas, para intentar reafirmar su filosofía escéptica en vez de sus argumentos.

Dentro de la nave, Betty se encontró con un libro lleno de símbolos escritos en columnas largas y angostas, pero su intento por llevárselo como evidencia fue infructuoso.

Uno de los ataques más contemporáneos y poco científicos contra el tema OVNI y en particular las abducciones, puede ser hallado en el libro Abducidos: Como la gente llega a creer que fue raptada por extraterrestres (2005) de la Dra. Susan Clancy. La autora es una psicóloga con doctorado de Harvard y ha estado involucrada en otros ensayos publicados que demuestran las mismas ínfulas de negar sistemáticamente cualquier noción que apunte a que las abducciones son perpetradas por inteligencias no humanas. Debido a esto último, fue invitada a varios programas estadounidenses de TV, como el ABC UFO Show de Peter Jennings (24 de Febrero de 2005) y el Larry King UFO Show (6 de Julio de 2005). En tales programas afirmaba que todas las abducciones podían ser explicadas como parálisis del sueño, y parecía ignorar por completo cualquier evidencia que probara lo contrario, como la gente que reporta haber sido abducida en diferentes lugares fuera de su habitación mientras conducían, caminaban, trabajaban, etc. En su libro, Clancy explica que estudió el síndrome de falsa memoria en gente que probablemente fue abusada en su infancia; y pensó que en cuanto a abducciones respecta, debería ser más sencillo porque: “un grupo de abducidos con memorias reprimidas tendría dosis de trauma y dolor mucho menores que las presentes en memorias de gente abusada sexualmente”. Empero, la Dra. no provee ningún dato substancial que apoye tan ligera elucubración.

El Dr. Simon mencionó al Dr. James E. McDonald que la intensidad de las emociones durante las sesiones de hipnosis llevadas a cabo sobre ambos integrantes del matrimonio Hill, excedieron por mucho las de cualquier soldado con un post-trauma con el que hubiera trabajado. Clancy sigue: “Mejor aún, los abducidos por alienígenas son gente que ha desarrollado memorias de un evento traumático del que podría estar segura que jamás existió. Necesito repetir el estudio [de falsa memoria] en una población que en verdad haya recobrado los falsos recuerdos. La abducción extraterrestre parece encajar en esta categoría”. Es decir, la Dra. utilizaría las mismas técnicas que con gente que sufrió abuso sexual, y procedería con la “corroboración del asunto, ya que tiene la certeza que el evento jamás ocurrió”.

Es poco serio pensar que un estudio científico sobre abducciones alienígenas pueda comenzar desde la premisa que éstas jamás ocurrieron. Clancy además convocó a sus individuos de estudio mediante anuncios en periodicos tales como “Se buscan individuos: ¿Haz sido abducido por aliens?”

Considerando que el Dr. John Mack (1929-2004), un psiquiatra, profesor en Harvard, ha trabajado con más de 200 abducidos, uno supondría que la autora, en caso de no investigar por cuenta propia las abducciones (lo cual no hizo), podría haber lidiado con gente cercana cuyas experiencias hayan sido previamente investigadas por un notable profesional. De hecho, en general, hubieran estado más cerca de Boston que la mayoría de los sujetos ayudados por Budd Hopkins en Nueva York o el Dr. David Jacobs en Filadelfia, como se describe en sus respectivos libros.

En cambio, Clancy proclama alegremente que cree “haber leído cada caso de abducción alienígena que fue publicado y todo lo que los psicólogos sociales, psicoanalistas, postmodernistas, periodistas, físicos, biólogos, y ex personal militar [sic] tienen para decir sobre ellos”. Y agrega: “he mirado todas las películas y series norteamericanas sobre alienígenas”. Esto último indica claramente la falta de sentido profesional de lo que afirma la psicóloga.

Al parecer ella piensa que ha estudiado exhaustivamente tanto el fenómeno OVNI como las abducciones: “Hasta donde sabemos, no hay evidencia de la existencia de extraterrestres. No se pueden descartar las abducciones alienígenas. Todo lo que puedes hacer es decir que son improbables”. Obviamente no da ningún argumento para lo que dice, y ella misma proporciona una buena razón para su desprecio por los hechos y los datos reales: “La confirmación parcial, la tendencia a buscar o interpretar evidencia favorable a una creencia existente o una reinterpretación desfavorable de la evidencia, es ubicua, incluso entre científicos”. Lo que provee Clancy es, además de hilarante, una muestra de su propia parcialidad. Con una frase más que arrogante declara: “No aceptamos la explicación alienígena de las abducciones porque no hay evidencia externa que la apoye”… Sospechosamente, Clancy nunca discute sobre los miles de casos en los que aparecen marcas y huellas físicas, incidentes que Ted Philips ha recolectado a lo largo de 70 países, muchos de los cuales son encuentros cercanos superiores al tercer tipo (avistamiento de entidad alienígena). Tampoco hace mención de los casos de “tiempo-perdido” donde terceros los confirman. Y, haciendo gala de la omisión de datos, tampoco menciona el mapa estelar reproducido por Marjorie Fish, a pesar que nombra el caso Hill.

Clancy dice que “Betty avistó una estrella brillante que parecía estar persiguiédolos y los nervios hicieron que se desviaran del camino principal, llegando así dos horas tarde a la casa”. Si esta “Dra.” hubiera leído El Viaje Interrumpido, se habría dado cuenta de la falsedad de sus dichos. Además que este argumento suena similar a uno reproducido en un artículo de Carl Sagan, en la revista Parade Magazine, el cual de igual manera es demostrablemente falso. El hecho es que el matrimonio Hill observó un gran objeto a corta distancia y con binoculares. Ambos notaron sus inusuales movimientos, ciertamente no los de una estrella. Se cruzó en frente de la Luna. El objeto tenía una doble fila de ventanas a través de las cuales Barney, sin ayuda alguna de la hipnosis regresiva, recordó haber visto extrañas criaturas. ¡Hasta ahora se desconoce el tipo de estrella que tiene esas características y movimientos!

Continuando la seguidilla de falacias lanzadas al aire de forma gratuira, también agrega que “Betty era una creyente de larga data, una fan de la ciencia ficción y los alienígenas (según Clancy, Betty vio ‘Aliens from Mars’), y que había leído en ese entonces el libro de Donald Keyhoe, ‘Flying Saucers Are Real’“. Estos comentarios no solo carecen de evidencia que los soporten, sino que son puro invento. Betty leyó el libro DESPUÉS de su experiencia, no era para nada fan de películas de ciencia ficción, y jamás vio la película que menciona Clancy. Y sigue con “a Betty y Barney se les aconsejó hacer hipnosis para determinar algo que firmemente ella sospechaba, que habían sido abducidos”. Esto tampoco es cierto, el propósito para ver al Dr. Simon era librarse de las úlceras de Barney y saber qué había pasado durante el tiempo perdido del viaje a casa.

Como los clásicos argumentos debunkers no eran suficientes —ni tampoco originales—, Clancy menciona que Barney miró el capítulo “The Bellero Shield”, una historia de ciencia ficción de la serie de TV “The Outer Limits”, y que por lo tanto sus dibujos sobre los alienígenas estaban basados en este episodio. Sin embargo, tanto él como Betty eran personas demasiado ocupadas como para ver series y películas de ciencia ficción. Varios artistas a los cuales se les consultó sobre este asunto y tuvieron la posibilidad de ver ese capítulo de la serie, han indicado que las características de los alienígenas no coinciden con aquellas mostradas en los dibujos y descripción que Barney hizo sobre ellos, y que eran mucho más altos. Obviamente la gran psicóloga de Harvard no hizo bien la tarea. Ni siquiera se molestó en examinar los artículos de John Fuller en los archivos de la Universidad de Boston, no muy lejos de Harvard; éstos contienen muchos comentarios del Dr. Simon.

Publicado el 7 de octubre de 2012 9 comentarios
Etiquetas: , , , , , , , , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Delicious Google+

Artículos Relacionados

 9 comentarios
Comentarios
oct 7, 2012
3:37
#1 HORACIO:

- soy partidario tambiem de que este fue un caso real .recuerdo haber visto hace años un video basado en este hecho..muy buena pelicula pero nunca mas encontre ese video . me pregunto cuanta gente desaparece en el mundo como evaporada y jamas hallan el cuerpo..podrian ser casos como estos pero sin rtorno.saludos

Reply to this commentResponder

oct 8, 2012
1:35
#2 gastonadonay:

Extraordinario artículo. Hace tiempo que andaba por ahí tratando de encontrar algo claro de esta experiencia del matrimonio Hill. Sería interesante leer el libro El Viaje Interrumpido.
Saludos y felicitaciones

Reply to this commentResponder

oct 8, 2012
4:17
#3 Arkantos:

@gastonadonay: Gracias! Recopilar toda la información mostrada y resumida en este artículo nos ha llevado varios meses de trabajo, pues la idea era armar un artículo de referencia sobre este caso. Esperamos haberlo logrado ;)

Reply to this commentResponder

oct 8, 2012
14:58
#4 HORACIO:

- Si realmente da gusto leer un articulo tan bien detallado del tema. 10 puntos master.!!!

Reply to this commentResponder

oct 9, 2012
1:20
#5 Luis Alvarez.:

HASTA EL DIA DE SUS MUERTES,NUNCA DEMANDARON NINGUN TIPO DE PUBLICIDAD,SOLO LA QUE AMERITABA EL CASO,TAMPOCO SACARON PROVECHO DE ESA SITUACION;TAMPOCO SE BENEFICIARON ECONOMICAMENTE,COMO OTROS QUE LA HAN SACADO PROVECHO A CIERTAS SITACIONE;NUNCA VARIARON SU HISTORIA,POR ESO YO LE CREO PORQUE PUSIERON ,CON LA VERDAD UN REALIDAD QUE ,TANTO LA IGLESIA COMO LOS GOBIERNOS NOS OCULTAN.

Reply to this commentResponder

oct 9, 2012
16:24
#6 Sergio M.:

Que excelente trabajo de recopilación y objetividad, impecable. Muchas gracias por difundir su trabajo, hacen que los debunkers tiemblen. Un abrazo.

Reply to this commentResponder

oct 9, 2012
19:07
#7 Patricia:

Este caso me fascina y fue el primero que leí cuando me interesé por la temática OVNI….considero que una experiencia genuina la que vivió esta pareja. Muy lindo el artículo …

Reply to this commentResponder

ene 21, 2013
17:18
#8 Alejandro:

Me parece inceible que toda esta informacion se haya recabado de una manera tan completa y simple, excelente reportaje!!!

Creo que son estos casos tan bien documentados lo que le da un poco de seriedad a estos temas de estudio…

Con respecto a los relojes que parecieran atrasarse, el que siempre den horas diferentes, es porque estas naves deben doblar el espacio tiempo para poder moverse a esas volecidades y rocerrer esas distancias… el campo magnetico debe ser tan fuerte que aun sin moverse actua sobre relojes y brujulas.

Reply to this commentResponder

jul 20, 2015
1:11
#9 gustavo:

De chico me entusiasmo este caso Parece real Ellos eran personas muy serias. Excelente trabajo

Reply to this commentResponder

Dejar un comentario