Expertos en clima espacial de la NASA y la Oficina Nacional de Administración Oceánica y Atmosférica de Estados Unidos (NOAA, por sus siglas en inglés), han advertido que una tormenta solar podría golpear a nuestro planeta el próximo jueves o viernes, con la posibilidad que se generen auroras en latitudes medias e interrupciones en los sistemas de electricidad, radio y comunicaciones.

A través del Observatorio de Dinámica Solar (SDO), el domingo 16 de agosto la agencia espacial norteamericana registró una gran actividad en la superficie del astro rey durante un periodo de dos horas y media, que resultó en la liberación de una gran llamarada, reportó el diario británico Express.

De acuerdo a lo observado, la llamarada ocurrió como consecuencia de la construcción de un filamento magnético dentro de las profundidades del Sol, registrándose la explosión en una región sin machas del hemisferio sur.

La llamarada captada el domingo pasado por el SDO.

El filamento magnético se rompió, arrojando sus escombros lejos. Algunos de esos restos formaron el núcleo de la eyección de masa coronal (CME) que escapó del astro hacia el espacio, en un viaje que tiene como destino probable la Tierra.

Según estima la física de clima espacial Tamitha Skov en su cuenta de Twitter, una tormenta solar podría darse en nuestro mundo el jueves 20 o el viernes 21 de agosto, con la posibilidad de observar las auroras resultantes de la interacción con el campo magnético terrestre en latitudes medias (entre los 30 y 60 grados).

«Esta tormenta solar tiene la capacidad de llevar las auroras hasta lugares como Northumberland y Norfolk en el Reino Unido, o Maine, Minnesota y Washington en Estados Unidos», señala Skov.

Pero… ¿cuáles podrían ser las consecuencias? De acuerdo a la física, podría haber interrupciones en la recepción de señales GPS, así como ciertas telecomunicaciones satelitales, como las frecuencias de radio de emergencias.  Sin embargo, aclara que los inconvenientes deberían ser menores —ya  que la tormenta está clasificada como de nivel bajo, G1 en la escala del clima espacial—.

«Puedes pensar en el clima espacial como el clima terrestre. Por mucho hay más tormentas que huracanes. Sin embargo, se está volviendo un tema de suma consideración a medida que dependemos más del espacio», concluye.

Fuente: Twitter/Express/Weatherboy. Edición: MP.

1 comentario
Etiquetas: , , , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Pinterest Email

Artículos Relacionados

 1 comentario
Comentarios
Ago 19, 2020
2:55
#1 RICARDO ZARZOSA GIBERT:

Gracias por mantenernos informados, FASCINANTE

Reply to this commentResponder

Dejar un comentario