Los científicos han descubierto que el meteorito de Wedderburn, encontrado en 1951 al lado de una carretera remota en una pequeña ciudad australiana, todavía contiene sorprendentes secretos.

El meteorito Wedderburn. Crédito: Museo de Victoria/CC BY 4.0.

En un estudio liderado por Chi Ma, mineralogista del Instituto de Tecnología de California, los científicos analizaron la roca de 210 gramos y constataron la presencia de una forma rara de mineral de carburo de hierro que nunca se había encontrado en la naturaleza anteriormente.

Bautizado edscottite en honor al experto en meteoritos y pionero cosmoquímico Edward Scott, el nuevo mineral es significativo para la ciencia porque hasta el momento no se sabía si esta distintiva formación atómica del carburo de hierro ocurría naturalmente. La versión sintética del mineral, sin embargo, se conoce desde hace décadas, ya que es producido durante la fundición de hierro.

Se han descubierto 500,000 de 600,000 minerales en el laboratorio, pero menos de 6.000 son obra de la naturaleza.

No se sabe a ciencia cierta cómo esta roca con edscottite natural en su composición terminó a las afueras de ciudad rural de Wedderburn, pero según el científico planetario Geoffrey Bonning de la Universidad Nacional de Australia, el mineral podría haberse formado en el núcleo calentado y presurizado de un antiguo planeta.

Los científicos creen que hace millones de años, este planeta productor de edscottite puede haber sufrido algún tipo de colisión cósmica colosal con otro planeta, luna, o asteroide. Tras su destrucción, los fragmentos de este mundo destruido fueron lanzados por el universo a través del tiempo y espacio y terminaron aterrizando, por casualidad, en las afueras de la ciudad australiana.

Fuente: ScienceAlert. Edición: Sputnik.

2 comentarios
Etiquetas: , , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Pinterest Google+

Artículos Relacionados

 2 comentarios
Comentarios
Sep 4, 2019
1:46
#1 HORACIO:

Sin lugar a dudas deben de haber muchisimos minerales desconocidos por nosotros en cortezas o meteoritos provenientes de otros planetas…saludos

Reply to this commentResponder

Sep 4, 2019
6:21

Todo correcto, salvo un pequeño detalle que falta: es un material de nuestra Tierra – se generó en un choque cósmico – las altísimas temperaturas lo conformaron – pasó al cinturón de asteroides – y por fin, regresó a su madre.

Reply to this commentResponder

Dejar un comentario