Los rastros humanos hallados en una isla a lo largo de la costa de Columbia Británica, en el oeste de Canadá, tendrían alrededor de 13.000 años, lo que los convierte en los más antiguos descubiertos en América del Norte.

Fotografía de una de las huellas junto a la imagen digitalmente mejorada de la misma.

Fotografía de una de las huellas junto a la imagen digitalmente mejorada de la misma.

Estas huellas pertenecen probablemente a dos adultos y un niño que caminaron descalzos sobre tierra arcillosa en lo que hoy es una playa en la isla Calvert, al noreste de la isla de Vancouver, indican los autores del estudio publicado en la revista PLOS One.

«Un total de 29 pisadas se encontraron en los sedimentos durante el trabajo de excavación realizado entre 2014 y 2016», dijo el autor principal Duncan McLaren, profesor de antropología en el Instituto Hakai y la Universidad de Victoria, en Columbia Británica.

Ubicación de la isla Calvert (izq), en la costa de la provincia canadiense de Columbia Británica (der).

Ubicación de la isla Calvert (izq), en la costa de la provincia canadiense de Columbia Británica (der).

El estudio sugiere que los humanos estuvieron presentes en la costa del Pacífico de Columbia Británica hace unos 13.000 años y que la región ya estaba entonces libre de hielo, mucho antes del final del último período glaciar en el continente, que se remonta 11.700 años atrás.

Este descubrimiento refuerza la hipótesis respaldada por un creciente número de investigadores según la cual los primeros hombres que llegaron a América del Norte emigraron desde Asia a través de un corredor terrestre a lo largo de la costa, sin hielo, para finalmente llegar a Columbia Británica. Apoyar esta hipótesis no ha sido fácil para los investigadores, ya que esta zona de Canadá, muy accidentada y cubierta de densos bosques, solo es accesible por barco, explicaron.

Terreno con las prehistóricas huellas.

Terreno con las prehistóricas huellas.

Los investigadores concentraron sus excavaciones en un área de mareas en la isla Calvert, donde el nivel del agua era de dos a tres metros más bajo que el actual al final de la era glaciar.

Los autores creen que otros trabajos de excavación con métodos más elaborados permitirán descubrir más huellas, ayudando a reconstruir la historia de los primeros asentamientos humanos a lo largo de la costa oeste de América del Norte.

pisadas-americanorte3

Fuente: PLOS One. Edición: Diario Sur.

1 comentario
Etiquetas: , , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Pinterest Google+

Artículos Relacionados

 1 comentario
Comentarios
Mar 30, 2018
22:28
#1 HORACIO..:

importa tanto saber de donde emigraron.¿¿??? si hay varias razas….bien pudieron sembrar en cada punto del planeta un grupo de ellas….pd: que poco y nada sabemos de nuestros origenes….siglo XXI y estamos con menos conocimiento que los mayas…eso si lo mportante las nuevas aplicaciones pa’ el celular…si julio verne y leonardo da vinci resucitan y ven nuestro adelanto…SE MATAN DE INMEDIATO.! saludos

Reply to this commentResponder

Dejar un comentario