¿Interesado en hacerte rico? Es fácil, funda tu propia compañía aeroespacial, elige un asteroide y envía una misión para extraer el oro que quieras. Bueno, quizás no sea tan fácil y necesitarás atraer a muchos inversores a tu lucrativa aventura en el espacio. Lo cierto es que tendrás el marco legal necesario gracias a una nueva ley aprobada en EE.UU. que ha abierto el camino hacia la minería espacial, y pronto podría desatar una fiebre del oro y otros recursos importantes.

asteroid-mining

A finales de noviembre vio la luz en EE.UU. la ‘Space Act’, una nueva ley que autoriza por primera vez en la historia el uso comercial de las riquezas que se puedan encontrar en los asteroides y en la Luna, previendo que todo material hallado por un estadounidense o una empresa del país le pertenecerá y podrá hacer con él lo que le plazca. Asimismo, la nueva ley rompe con el concepto utópico que el espacio debe ser compartido por todos los habitantes de la Tierra con fines científicos y de exploración, y establece los derechos de los inversores a lucrar a partir de sus esfuerzos personales, al menos —por ahora— para aquellos de Estados Unidos.

Christopher Johnson, abogado de la Secure World Foundation, la cual se enfoca en el desarrollo sustentable en el espacio exterior, dijo que la ley sienta un precedente para la actividad espacial del próximo siglo. «Ahora está permitido interactuar con el espacio, explorarlo y utilizar sus recursos; y esto es solo el comienzo», dijo Johnson.

La movida conjura visiones de la gran apertura de la frontera oeste de Estados Unidos en el siglo 19, que llevó a la fiebre del oro en California en 1849. Sin embargo, dado que la actual frontera está más allá del planeta Tierra, por el momento los costos económicos y los riesgos son casi prohibitivos.

Privatizando el espacio

Tras la aprobación de esta ley, «las puertas para los inversores se abrirán más fácilmente», explican Meagan Crawford, de la compañía Deep Space Industries, y Chris Lewicki, presidente de Planetary Resources. «Nos permitirá construir nuestro plan de negocios y modelos económicos con más certezas legales», dice Lewicki, cuya empresa fue fundada en 2012 por Larry Page, uno de los cofundadores de Google.

Las primeras misiones de exploración deberían comenzar en 2017 y, probablemente, se extiendan hasta 2019. Todo ello sucederá cuando se verifique la información disponible sobre unos 1.500 asteroides considerados de fácil acceso y registrados por la NASA, de los que el 10% poseen recursos minerales. Asimismo, está previsto que las extracciones comiencen antes del 2020.

Deep Space Industries y Planetary Resources, dos compañías cuyos objetivos pasan por expandir la base de recursos naturales de la Tierra, quieren comenzar a explotar el agua, que se encuentra en forma de glaciares en los asteroides cercanos a nuestro planeta con el fin de aprovisionar a las naves espaciales, que obtendrían combustible a partir del hidrógeno.

«El envío de dos toneladas de agua al año al espacio cuesta 100 millones de dólares. Si logramos explotar el agua allí y alimentar las bases en órbita, sería una enorme oportunidad», sostiene Lewicki.

Por su parte, Planetary Resources, asegura que sus telescopios espaciales en la órbita terrestre ya han detectado asteroides prometedores. El mercado de explotación del «oro espacial» debería llegar a los 3.000 millones de dólares en los próximos 15 años, según estas dos firmas.

Las dos empresas quieren conseguir clientela internacional más allá de la Estación Espacial Internacional y de la NASA, aunque para ello deberán ejercer presión para que otros gobiernos adopten leyes similares a la ‘Space Act’.

3 comentarios
Etiquetas: , , , , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Pinterest Google+

Artículos Relacionados

 3 comentarios
Comentarios
Dic 8, 2015
23:34
#1 barto:

Quien mierda puso a los estadounidenses como dueños del espacio

Reply to this commentResponder

Ene 9, 2016
16:25
#2 Jorge Rendiche:

Esa ley podrá ser legal, pero es ilegítima. El espacio, los asteroides, no le pertenecen a EEUU, y esa ley sólo es legítima en EEUU, que no tiene jurisdicción en el espacio, menos en el Cinturón de Asteroides o en cualquier otro lugar del espacio. Cualquier acción económica que se ejerza en el espacio, deberá tener autorización internacional. ¿Sabían que existe una rama del Derecho que es el Derecho Espacial y que el mismo se ejerce desde la ONU con intervención y participación de todos los países miembros? El Congreso de EEUU no puede arrogarse hacer leyes económicas para la explotación de las riquezas del espacio, porque su influencia sólo llega hasta el límite fronterizo de su propio país y no más allá.

Reply to this commentResponder

Abr 14, 2017
19:25
#3 julian adres hwnao cortes:

GRACIAS ESTUVO MUY BUENO EL TEMA .

Reply to this commentResponder

Dejar un comentario