Antropólogos del Gobierno peruano intentarán hacer contacto por primera vez con una tribu que vive aislada en la selva amazónica, para tratar de entender por qué están saliendo con más frecuencia de su tradicional territorio.

Foto de niños de la tribu Mashco Piro.

Foto de niños de la tribu Mashco Piro.

Los indígenas pertenecientes a la tribu Mashco Piro han aparecido al menos unas 100 veces en el último año en zonas semipobladas cerca del Parque Nacional del Manu, sureste de Perú. Pobladores de comunidades nativas asentadas, religiosos cristianos y turistas han interactuado con la tribu, informa El Comercio.

En septiembre de 2014, por ejemplo, un grupo de Survival International reportó que misioneros voluntarios adventistas dejó comida y ropas para la tribu en la frontera con el Parque Nacional del Manu. Este tipo de gestos «caritativos» fueron los que han esparcido enfermedades entre tribus aisladas en el pasado, causando epidemias.

«Los únicos que no han estado en contacto con ellos son representantes del Estado», dijo la viceministra de Cultura, Patricia Balbuena. Perú prohíbe el contacto con los Mashco Piro y otra docena de tribus «no contactadas», sobre todo porque sus sistemas inmunológicos tienen poca resistencia a enfermedades comunes.

Las autoridades peruanas afirman que no pueden hacer mucho para evitar que la gente desafíe la prohibición de contacto porque la ley no conlleva sanciones. Sin embargo, organizaciones indígenas advirtieron que la decisión del Gobierno de ponerse en contacto con los Mashco Piro podría legitimar el tipo de intervenciones que han diezmado a tribus aisladas en el pasado.

Por su parte, los antropólogos del equipo que buscará el acercamiento con las tribus, afirmaron que el Gobierno no va a ponerse en contacto con los Mashco Piro a la fuerza ni tratará de cambiar sus costumbres nómadas.

«A menos que se incrementen los esfuerzos para evitar amenazas externas y encuentros accidentales, las chances que esta tribu sobreviva es baja», afirman los antropólogos Robert Walker de la Universidad de Missouri y Kim Hill de la Universidad del Estado de Arizona. «El contacto controlado —con tratamientos médicos disponibles para la transmisión inevitable de enfermedades— es más seguro», agregaron.

«Un contacto bien preparado puede ser muy seguro, más si lo comparamos con los escenarios desastrosos resultantes de los encuentros accidentales. Pero un contacto seguro requiere un equipo calificado de intérpretes culturales y profesionales de la salud que estén comprometidos a permanecer en el sitio por más de un año», concluyeron los antropólogos estadounidenses.

3 comentarios
Etiquetas: , , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Pinterest Email

Artículos Relacionados

 3 comentarios
Comentarios
Jul 26, 2015
21:36
#1 angelica:

ESTA TRIBU TIENE DERECHO DE VIVIR COMO QUIEREN,NO NECESITAN AYUDA Y MENOS DE LOS EE.UU,QUE MALDAD, SEGURAMENTE QUIEREN APROPIARSE DE SU TERRITORIO,NO TIENE LOGICA SI ES PARA PREVENIR ENFERMEDADES?NO CREO QUE PADESCAN TANTOS PROBLEMAS DE SALUD,ES UNA PENA QUE LOS HALLAN DESCUBIERTO PORQUE AHORA SI CORREN PELIGRO.

Reply to this commentResponder

Dic 8, 2016
19:23
#2 esther nouel:

Esto me parecio muy interesante y me gustaria compartirlo con mis hermanos indigenas de Cajamarca

Reply to this commentResponder

Mar 27, 2018
23:38
#3 Ma.Luisa Zapata García:

Desafortunadamente, ya han tenido contacto externo, el cual debió evitarse, siendo punible el hacerlo, con cárcel, a mi parecer NESECITAN monitorearse externamente si es posible por grupos de expertos a ver si lo avalan de esa manera

Reply to this commentResponder

Dejar un comentario