El esqueleto fue descubierto en julio pasado, pero recién ahora, tras realizar análisis de ADN, se ha podido confirmar su identidad.

Retrato de Charles Étienne Gudin (izquierda), superpuesto a una foto del hallazgo de su ataúd.

Charles Étienne Gudin asistió a la misma escuela militar que Napoleón y se cree que era uno de los generales favoritos del emperador. Durante una batalla en los inicios de la invasión de Rusia, el 19 de agosto de 1812, fue alcanzado por una bala de cañón. Las heridas resultantes provocaron que tuvieran que apuntarle una pierna, pero la gangrena no pudo ser detenida y murió tres días después.

El hecho ocurrió cerca de la ciudad de Smolensk, donde el ejército napoleónico, que se encontraba a apenas a 402 kilómetros de Moscú, perdió 8.000 efectivos, entre muertos y heridos.

El corazón de Gudin fue removido y llevado a París para su sepultura, pero el paradero de sus demás restos mortales eran un misterio… hasta ahora.

Para encontrarlos, el historiador y exsoldado francés Pierre Malinovsky financió una búsqueda, que además contó con la aprobación del presidente ruso, Vladímir Putin.

Los investigadores siguieron al pie de la letra varios testimonios históricos, tales como las memorias de Louis-Nicolas Davout, otro general francés de la misma era, quien organizó el funeral de Gudin y describió su ubicación. Así llegaron a una vieja pista de baile, bajo la cual se hallaba un ataúd de madera.

Esqueleto del general francés Charles Étienne Gudin.

«Tan pronto como lo abrimos y vimos que el esqueleto tenía una sola pierna, supimos que era nuestro hombre», dijo Marina Nesterova, líder del equipo arqueológico, a la agencia AFP.

Sin embargo, y a pesar que un reporte preliminar llegó a la conclusión que el esqueleto pertenecía a un hombre de entre 40 y 45 años a la hora de su muerte (Gudin tenía 44), había que esperar que exámenes de ADN sean practicados en un laboratorio para confirmarlo.

Se dice que Napoleón lloró la muerte de Gudin en Rusia, y para conmemorarlo mandó a inscribir su nombre, como «león en combate», en el Arco del Triunfo en París.

Ahora, y tras haberlo realizado, el ADN del cuerpo desenterrado en Rusia resultó coincidir con el de un hermano del oficial napoleónico, Pierre César Gudin.

Para que no queden dudas, también se tomaron muestras en los restos de la madre del general y de su hijo, Charles Gabriel César Gudin, que se convertiría en general de división como su padre (además de diputado en 1847 y senador del Segundo Imperio). El joven había sido contratado con 14 años como paje por Napoleón tras la muerte de su padre, y estuvo al lado del emperador en la noche de Waterloo. Napoleón le habría dado el catalejo en el que acababa de ver colapsar la guardia, llevándose consigo al Imperio, antes de ordenarle que abandonara el campo de batalla a toda prisa.

Fuente: BBC/DailyMail.

Sin comentarios
Etiquetas: , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Pinterest Google+

Artículos Relacionados

 0 comentarios
Sin comentarios aún. ¡Sé el primero en dejar uno!
Dejar un comentario