El polvoriento planeta rojo puede no ser tan inhóspito como parece. Nuevos experimentos han demostrado que las cianobacterias (también conocidas como algas verdeazuladas) pueden crecer con éxito en las condiciones atmosféricas marcianas.

Cianobacteria.

La bacteria productora de oxígeno pudo sobrevivir absorbiendo los gases y nutrientes que prevalecen en Marte, según una investigación publicada el martes en la revista Frontiers in Microbiology.

Si bien el sistema, alojado en un biorreactor construido para simular Marte, es solo un experimento de prueba de concepto, sugiere que los futuros exploradores o colonos marcianos pueden sobrevivir sin depender de las frecuentes misiones de reabastecimiento de la Tierra, lo que hace que la exploración del espacio profundo sea una búsqueda mucho más factible.

Aire embotellado

Eso no quiere decir que los astronautas podrán dejar caer algunas bacterias sobre una roca de Marte y verla crecer: el nuevo biorreactor construido por investigadores de la Universidad de Bremen cultivó las bacterias en recipientes de vidrio y acero que podrían mantener condiciones específicas que le permitieran sobrevivir.

Pero incluso si la bacteria no estuvo expuesta al aire libre, todo lo usado en los biorreactores está disponible en Marte. Las bacterias crecieron mejor en condiciones similares a las de la Tierra, pero aún así les fue bien cuando se les alimentó con agua, una mezcla de gases que refleja la atmósfera de Marte, un símil del regolito marciano, y se mantuvo a una presión atmosférica similar a la del planeta rojo.

A: Bioreactor Atmos (Probador de atmósfera para sistemas orgánicos con destino a Marte). B: Un solo recipiente dentro de Atmos. C: esquema de diseño. Crédito: Cyprien Verseux/ZARM.

«Queremos utilizar como nutrientes los recursos disponibles en Marte, y solo esos», dijo el astrobiólogo de la Universidad de Bremen, Cyprien Verseux, en un comunicado de prensa.

Paso uno

El nuevo biorreactor no encontrará su camino a bordo de una misión espacial real en el corto plazo: Verseux explicó en el comunicado que queda mucho trabajo antes de que el dispositivo sea realmente práctico como un dispositivo de soporte vital en lugar de un experimento de laboratorio.

«Queremos pasar de esta prueba de concepto a un sistema que pueda usarse en Marte de manera eficiente», agregó el científico.

Pero si pueden descubrir cómo hacer una versión práctica del biorreactor, los futuros exploradores marcianos podrían llevarse el sistema con ellos, cultivar su propio oxígeno y, en caso de apuro, comer las algas.

Fuente: The Byte/ScienceAlert. Edición: MP.

Sin comentarios
Etiquetas: , , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Pinterest Email

Artículos Relacionados

 0 comentarios
Sin comentarios aún. ¡Sé el primero en dejar uno!
Dejar un comentario