El sincretismo religioso que supone el cristianismo, rama desgajada a fin de cuentas del judaísmo cuando los entonces fundadores del movimiento entendieron que el Mesías tanto tiempo esperado por ellos y anunciado por sus profetas era Jesús de Nazaret, hizo que se asumieran como propias todas las creencias ancestrales del «pueblo elegido», y que aún hoy en día se considere al Antiguo Testamento un libro «sagrado». Algo que, a la luz de nuestros conocimientos actuales, se nos antoja irracional. Por ejemplo, entre las creencias más arraigadas se encuentra la de que Yahvé era Dios; y que, consecuentemente, cuando Jesús se dirigía al Padre, se dirigía a Yahvé. Algo absolutamente ridículo. Veamos por qué.

yavhe-dios-armas-tomar

La versión griega del Antiguo Testamento tradujo la palabra hebrea berit (‘alianza’) por diathéke, que significa ‘disposición’, y de ahí el empleo del término testamentum de la Vulgata (versión latina de la Biblia, única oficial en la Iglesia Católica latina desde el Concilio de Trento de 1546) y, por tanto, del nombre de Antiguo Testamento para designar la «Alianza» que Yahvé concluyó con Israel, en contraposición al Nuevo Testamento, que refleja la «Nueva Alianza» sellada por Jesucristo.

En otras palabras, y de forma simplista, para los judíos el único «libro sagrado», la Biblia, es lo que para los cristianos es el Antiguo Testamento. Es decir, un conjunto de libros históricos, mayoritariamente escritos en hebreo, que se fueron recopilando a lo largo de ocho siglos hasta constituir el bloque actual. Libros a los que se atribuyó carácter de «revelados» y cuyo contenido fue tenido, consecuentemente, como «palabra de Dios».

Y, sin embargo, el discurso de Cristo fue demoledor para tales creencias, al punto de que la mayor parte de aquellas normas y preceptos quedaban, si se atendían —y entendían— sus palabras, obsoletos. Lo que sucede es que los seguidores de Jesús eran judíos, él mismo se formó en las enseñanzas tradicionales —recuérdese su intervención en el templo ante los doctores de la Ley— y no debió ser fácil para sus discípulos comprender que el Dios del que hablaba no se correspondía —ni por asomo— con Yahvé. De hecho, tan evidente contradicción trajo locos a los exégetas y teólogos, hasta que llegaron a un sincretismo tan singular que Yahvé pasó a ser tenido como un Dios «justo y misericordioso», como si ambas cualidades fuesen compatibles. Porque o se es «justo» —y, dicho gráficamente, el que la hace, la paga— o se es misericordioso —y entonces se ejerce el perdón y no la justicia—. En suma, o se cree en el Dios de Amor que predicó Jesús o en el Dios celoso, déspota, sanguinario y cruel que fue Yahvé. Y si tiene usted duda alguna del carácter de ese personaje, moléstese simplemente en leer la Biblia o, cuando menos, en atender los siguientes párrafos entresacados del texto bíblico.

Un Yahvé asesino

Cuenta el Antiguo Testamento, por ejemplo, que cuando Coré se rebeló contra Moisés, éste le ordenó presentarse con 250 de sus hombres portando incensarios ante Yahvé a la puerta de la Tienda del Encuentro. Y que habiendo acudido éstos, junto al resto de la comunidad, Moisés dijo entonces: «“En esto conoceréis que Yahvé me ha enviado para hacer todas estas obras y que no es ocurrencia mía: si mueren estos hombres como muere cualquier mortal alcanzado por la sentencia común a todo hombre, es que Yahvé no me ha enviado. Pero si Yahvé obra algo portentoso, si la tierra abre su boca y los traga con todo lo que les pertenece, y bajan vivos al seol (profundidades de la tierra), sabréis que esos hombres han re­chazado a Yahvé”. Y sucedió que nada más terminar de decir estas palabras, se abrió el suelo debajo de ellos; la tierra abrió su boca y se los tragó, con todas sus familias, así como a todos los hombres de Coré con todos sus bienes» (Números 16, 28-30). Añadiéndose más adelante que «brotó fuego de Yahvé, que devoró a los 250 hombres que habían ofrecido el incienso» (Números 6, 35).

death-open-earth

¿Alguna duda de cómo se las gastaba Yahvé? Pues más adelante, al relatar uno de los episodios durante la travesía del «pueblo elegido» durante ¡40 años! por el desierto —lo que, de por sí, sugiere que Yahvé debía ser dado a las bromas pesadas o tenía muy mal humor— la Biblia narra cómo los judíos empezaron a impacientarse, no entendiendo qué hacían dando vueltas y más vueltas sin llegar a ninguna parte, por lo que manifestaron esa inquietud a Moisés. Bueno, pues la reacción de Yahvé no fue precisamente comprensiva, sino «aleccionadora». Así se cuenta en Números 21, 6: «Envió entonces Yahvé contra el pueblo serpientes abrasadoras que mordían al pueblo; y murió mucha gente de Israel». Vamos, como para que cualquiera protestara.

Un Yahvé «celoso» y posesivo

No deja de llamar también la atención el carácter posesivo y celoso del tal Yahvé. Y, desde luego, sorprende que tuviera tanto recelo a la hora de exigir fidelidad, manifestando abiertamente el temor de que «su» pueblo decidiera dejarle e irse «con otros dioses». Basta para ello leer en Deuteronomio 7, 9-10 la advertencia que le hace a Moisés: «Has de saber, pues, que Yahvé tu Dios verdadero, el Dios fiel que guarda la alianza y el amor por mil generaciones a los que le aman y guardan sus mandamientos, pero que da su merecido en su propia persona a quien le odia, destruyéndole». Advirtiéndole luego: «Pero si llegas a olvidarte de Yahvé tu Dios, si sigues a otros dioses, si les das culto y te postras ante ellos, yo certifico hoy ante vosotros que pereceréis. Lo mismo que las naciones que Yahvé va destruyendo a vuestro paso, así pereceréis también vosotros por haber desoído la voz de Yahvé vuestro Dios» (Deuteronomio 8, 19-20). ¿Otros «dioses»? ¿Tenía miedo Yahvé de que su pueblo prefiriera a otros «dioses»? Pues se nos antoja un «dios» muy humano, la verdad.

Un Yahvé torturador

Y no es sólo que fuese vengativo. Porque basta leer el episodio en el que se narra que Israel se estableció en Sittim y el pueblo de Yahvé —modélico él— se puso a «fornicar con las hijas de Moab» y se postraron ante sus dioses, y comprobar la reacción que tuvo: «Dijo Yahvé a Moisés: “Toma a todos los jefes del pueblo y empálalos en honor de Yahvé cara al sol; así cederá el furor de la cólera de Yahvé ante Israel”. Dijo Moisés a los jueces de Israel: “Matad cada uno a los vuestros que se hayan adherido a Baal de Peor” (Números 25, 4-5). Añadiendo más adelante que «murieron de aquella mortandad veinticuatro mil» (Números 25, 9).

empalamiento

En definitiva, además de asesino, un torturador capaz de empalar —técnica que consiste en introducir un gran palo por el ano a las personas e insertárselo hasta la boca— a quien, según su paranoico parecer, le traicionaba.

Un Yahvé vengativo

También en Números 31, 2 leemos cómo Yahvé le dice a Moisés: «Haz que los israelitas tomen venganza de los madianitas». Pues bien, según ese mismo texto, los israelitas mataron a todos los varones y además «hicieron cautivas a las mujeres de Madián y a sus niños y saquearon su ganado, sus rebaños y todos sus bienes. Dieron fuego a todas las ciudades en que habitaban y a todos sus campamentos» (31, 9-10). Y no contento con eso, Moisés ordenó matar «a todos los niños varones» y «a toda mujer que haya conocido varón». Digno discípulo de tan criminal señor.

Un Yahvé pirata

Pero aún hay más, porque en el mismo texto se comenta cómo el «pueblo elegido» se reparte el botín tras los saqueos —incluidas en él en esta ocasión las 32.000 mujeres «que no habían dormido con varón» (es decir, vírgenes)—, quedando meridianamente claro que también Yahvé participó del mismo (Números 31, 28). De hecho, la parte del botín que se llevó Yahvé viene reflejada en el texto bíblico, donde se explicita que le correspondieron 675 cabezas de ganado lanar, 72 de vacuno y 61 de asnal, así como 32 prisioneros (Números 31, 32-40). Botín que se completó, según leemos en Números 31, 52, con dinero en metálico: «El total del oro de la reserva que guardaron para Yahvé, de parte de los jefes de millar y de cien, fue 16.750 siclos». Y uno no puede dejar de preguntarse para qué quería «Dios» tanto ganado, dinero en metálico y 32 esclavos (¿mujeres tal vez?).

botin

Un Yahvé amoral

Y no piense el lector que los preceptos y normas del tal Yahvé tienen algo que ver con las formuladas por Jesús. Basta leer el Código Deuteronómico (ver Deuteronomio 12 a 28) para comprobar de qué clase de personaje estamos hablando y qué peculiar ética tenía, más propia de una mente enferma que de Dios. Y valga como muestra un ejemplo: «Si un hombre encuentra a una joven virgen no prometida, la agarra y se acuesta con ella, y son sorprendidos, el hombre que se acostó con ella dará al padre de la joven cincuenta monedas de plata; ella será su mujer porque la ha violado, y no podrá repudiarla en toda su vida». (Deuteronomio 22, 28-29). Huelgan comentarios.

Un Yahvé magnicida

Y no se engañe, amigo lector. No es que Yahvé fuera un asesino: era un auténtico magnicida. Veamos algunos ejemplos.

Al hablar de la conquista del reino de Sijón, Moisés cuenta cómo Yahvé le ordenó apoderarse de ese territorio y la batalla que tuvo lugar en Yahás, confesando: «Nos apoderamos entonces de todas sus ciudades y consagramos al anatema toda ciudad: hombres, mujeres y niños, sin dejar superviviente» (Deuteronomio 2, 34). Hecho que se repetiría con la conquista del reino de Og, reconociendo el texto bíblico igualmente que mataron a todos sus habitantes, sin dejar «ni un superviviente» (Deuteronomio 3, 3).

ejercito-israel

¿Y qué decir del exterminio cometido cor el pueblo israelita sobre los benjaminitas por orden expresa de Yahvé? Así podemos leerlo en Jueces 20, 35: «Yahvé derrotó a Benjamín ante Israel y aquel día los israelitas mataron en Benjamín a veinticinco mil cien hombres, todos ellos armados de espada», añadiendo más adelante que luego «pasaron a cuchillo a los varones de la ciudad, al ganado y a todo lo que encontraron». Ello, además de incendiar todas las ciudades a su paso (Jueces 20, 48).

Y por si a alguien le queda alguna duda de la catadura del tal Yahvé, veamos lo que Samuel le transmite a Saúl por orden de Yahvé, en relación a la guerra que entablaron con los amalecitas: «Ahora vete y castiga a Amalec, consagrándolo al anatema con todo lo que posee; no tengas compasión de él, mata hombres y mujeres, niños y lactantes, bueyes y ovejas, camellos y asnos» (I Samuel 15, 3). ¿El resultado? Según el texto bíblico, que Saúl «capturó vivo a Agag, rey de los amalecitas, y pasó a todo el pueblo a filo de espada en cumplimiento del anatema» (I Samuel 15, 8).

muertes-yahve

Recordemos, por último, que la batalla celebrada entre los israelitas comandados por Asá y Judá y el ¡millón de etíopes! dirigidos por Zeraj, finalizaría —siempre según el texto bíblico— con la muerte de todos ellos «hasta no quedar uno vivo» (II Crónicas, 14, 12). ¿Un millón, pues, de muertos?

Epílogo

No piense el lector que lo narrado en este artículo es un amplio resumen de las acciones más abominables de Yahvé; es sólo una pequeña muestra. El número de actos deleznables que uno puede encontrar en el Antiguo Testamento es mucho más amplio. Por mi parte, sólo me resta hacerle una pregunta: ¿de verdad sigue usted creyendo que Yahvé era Dios?

Por José Antonio Campoy.

Publicado el 24 de agosto de 2016 23 comentarios
Etiquetas: , , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Delicious Google+

Artículos Relacionados

 23 comentarios
Comentarios
ago 24, 2016
21:40
#1 Pablo:

Esto es como catalogar al león como asesino por matar al pobre ñu, o preguntarse “dónde está Dios que permitió las grandes guerras y hecatombes” o sea, arrogarse un entendimiento que el hombre no tiene, entender todas las causas y consecuencias de todos los entes que existieron, existen y existirán simplificándolo infantilmente casi como en la caverna de Platón, o sea, es muy poco serio, desilusiona y le quita credibilidad al sitio o al menos a José Antonio Campoy

Reply to this commentResponder

ago 24, 2016
22:09
#2 Juan Suero:

Jose Antonio Campoy.
Concise, preciso y exacto este artículo.
Nunca pensé que alguien pudiera hacer una synopsis de Jehová basandose en el Antiguo Testamento o Biblia Hebrea como lo he hecho y publicado por partes.
Felicito tu valor para presentar ante esas mentes tan rancias como estancadas en el proceso del Conocimiento. La verdad que has expuesto debe ser divulgada lo mas ampliamente posible para llevar luz a las mentes obnuviladas por la maldad de entidades dominantes de las regiones tenebrosas.
Jehová y sus huestes de maldad en las regiones celestiales han sido los responsables del atraso y sumision de los Seres Humanos en el planeta Tierra. Los desiertos y cruces de razas han sido el fruto de esas practicas de opresion a los Humanos con el fin de producir una clase especial de alimento para esas entidades que es producido por el dolor temor y sufrimiento.

Reply to this commentResponder

ago 25, 2016
0:44
#3 Elizabeth:

Jose Antonio Campoy
Tenia q dejar este comentario, asi como tu dejas esta buena reseña del Antiguo testamento, q me parece en cuestion de datos respetable.
A grandes razgos:
DIOS JUSTO Y MISERICORDUOSO
Yahue,Dios; buscaba la forma de justificar al hombre no por sus obras, si no por fe del mismo hombre hacia su Creador. Con los sacrificios q siglos despues se transformo en el sacrificio mismo de Dios; en justificacion por todos. Asi q Dios es misericordioso al justificarnos por medio de la fe y el reconocimiento de nuestra naturaleza y principio. ¿Q creacion que permanezca rechaza su principio y naturaleza?
Asesino: no se si seas padre, pero cuando unnpadre corrige a su hijo le enseña y advierte de consecuencias, no porque el aplique la correccion q aveces si, si no q trata de corregir una conducta dañina o destructiva. Porque la paga del pecado es muerte.
Posesivo: un ejemplo muy burdo, en una granja o poblado con alguna epidemia por mas humano q seas terminas separando y eliminando lo q se convirtio en una amenaza para la especie y la vida.
Celoso: no por El mismo, si no por amor. Ya q el hombre tiende a ir tras espejismos engañosos, para q entiendas mejor esto, te animo a leer el libro de Oseas del AT a quien Dios le pidio casarse con una prostituta.
Pirata: de Dios son todas las cosas; El es quien ruega la tierra y la hace germinar y producir Is. 55:10, 2 Co.9:10 El da a quien El quiere.
Es muy liviano hablar de alguien o de alguna fam. Sin ser cercano a sus pensamientos y su corazon. Yo trato de conectar con mi hija de 6 años para q obedezca el buen consejo la mayoria de la veces no me entiende por su niñez, pero al final de los tiempos lo entendera Dios no necesita defebsor, y no lo soy solo es mi entendimiento de El.

Reply to this commentResponder

ago 25, 2016
1:30
#4 antonio:

Sr. Campoy.
Todo o seu comentário, tem uma justa posiçao ,pois pessoa de bom alvitre , jamais admitirá um Deus, impassivo, impiedoso e outros adjetivos mais.
Eu acredito que o Sr. um estudioso bíblico, tenha analisado os primeiros passos de Deus e suas Creaturas e logicamente ás exigencias impostas ,mediante a todas ás regalias.
Ora,Deus foi traído pelos seus Queridos, que ñao parou por aí ,e até agora Á Árvore da Vida desafia uma Simples fidelidade que,aliás, só o próprio Deus, se fez homem e, nasceu de uma Mulher que, concebeu seu Filho que já haveria de ser Jesus “O Cristo”, ou seja Deus em Deus!
Mais interessante que Ele ñao foi complacente nem com Ele mesmo,pois tudo o que Ele passou,foi realmente para conhecer ás limitaçoes humanas que, a cada dia se torna mais ilimitadas.
Á única coisa que me deixa encabulado é como o Homem desde os primordios ñao conseguiu ser fiél ao seu Creador e incontinentimente, vir á adorar Deuses extranhos, os quais vivenciamos até os dias de hoje.
Se bem que ainda Deus tem uma Aliança com o homem que é O Arco Íris e , ñao será novidade se a qualquer momento algo incomun vier nos cobrar, pois ,Deus é justo, Fiél,Piedoso e Impiedoso,também!!!

Reply to this commentResponder

ago 25, 2016
4:14
#5 HORACIO..:

no todo es armonia aca en la tierra ni tampoco lo fue en los cielos….lucifer el favorito de jehova ….se levanto contra el propio dios y se produce el choque y gran guerra con la legion del arcangel Miguel….( ya habia kilombo arriba…tomen nota .jajja ) y lucifer siendo perdedor cae a la tierra como satanas.- en epocas de grandes guerras – antiguo testamente ojo por ojo….luego mas tranquilo llega el nuevo testamento que emparcha todo lo sangriento del anterior – si te golpean una mejilla pon la otra….dios es padre ,hijo y espiritu santo…la santisima trinidad..desde luego que el antiguo testamento es terriblemente cruel y sanguinario…escrito en araneo,griego y hebreo.- cuenta su origen del inicio pero nunca mencionaron los dinosaurios ni aclararon quienes eran los gigantes que ya estaban en epoca de adan–y el nuevo testamento….con la venida de jesus ,ya esperado y tan anunciado en el antiguo testamento…se le chispotea la vida y queaseres de el mesias de los 11 años hasta los 32 años de edad..da para mucho todo lo escrito…si se analiza hay miles de errores ….seria muy coherente quue una civilizacion superior nos trajo aca y superviso como un terrario nuestros primeros pasos….con cada vez menos presencia. y buee se tiene fe o no se tiene ., la fe escapa al razonamiento.- en cada pueblo que se nacio cada uno tiene lo que llaman su libro sagrado..saludos.

Reply to this commentResponder

ago 25, 2016
8:15
#6 Damaris:

El es el Yahve de hoy?

Reply to this commentResponder

ago 25, 2016
8:22
#7 DissaorX:

@Elizabeth: Jamas leí tantas estupideces juntas, no intentes modificar la verdad con fundamentos suavizadores, no amigo, no es así… El articulo dicta muy bien lo que fue!

Reply to this commentResponder

ago 25, 2016
8:27
#8 DissaorX:

@HORACIO..: Genial otro centrista que cree que la tierra es el centro del universo y que todo cae acá…
Mi amigo jamas hubo rebelión en el cielo, eso es parafernalia antigua de los primeros cuentos de ciencia ficción y terror que se decían al principio de los hombres para tenerlos con miedo y obedeciendo… Dedícate a criticar los ovnis y no te metas en teología…

Reply to this commentResponder

ago 25, 2016
11:40
#9 HORACIO..:

@DissaorX: no sabia que habia un dueño de la verdad entre los comentaristas..solo un idiota puede pensar que la tierra es el centro del universo…jajja saludos

Reply to this commentResponder

ago 25, 2016
17:29
#10 Willy077:

Un artículo claro, conciso y coherente, para leer sin la venda de la religión.
Lo felicito por abordar este tema tan escabroso y polémico, saludos desde Playa Pascual, Uruguay !!

Reply to this commentResponder

ago 25, 2016
18:22
#11 Vicente Rojas:

Excelente para refleccionar

Reply to this commentResponder

ago 25, 2016
19:37
#12 HORACIO..:

despues hubo una guerra en el cielo :Miguel y sus angeles luchaban con el dragon ; y luchaban el dragon con sus angeles ;y no pervalecieron,ni se hallo lugares en el cielo.
Y fue lanzado el gran dragon,la serpiente antigua,que se llama diablo y satanas ,el cual engaña al mundo entero;fue arrojado a la tierra y sus angeles fueron arrojados con el Ap 12-7

Reply to this commentResponder

ago 25, 2016
19:53
#13 HORACIO..:

@DissaorX: Ezequiel 28.12-15……. y Isais 14.12-14

Reply to this commentResponder

ago 26, 2016
0:43
#14 Gabriel:

Estoy completamente de acuerdo y explicas en detalle lo que no ha sido entendido. Una de las grandes tragedias del cristianismo ha sido la nefasta unión del antiguo y el nuevo testamento y en presentar al dios de los israelias como el mismo Dios presentado por Jesús.

Reply to this commentResponder

ago 26, 2016
9:21
#15 Moises:

Yahve es el mismísimo Diablo o Lucifer mintiéndoles a todos los judíos desde el tiempo de sus orígenes, para que ellos hagan lo que hacen hoy, bailar lo que el les dicte.
Es por eso que el Dios de Jesús, es tan diferente y por que los Sacerdotes Judíos lo traicionaron y crucificaron.

Reply to this commentResponder

sep 29, 2016
0:44
#16 Angeles A, de Pallarés.:

Excelente artículo…Yavhe, no era Dios ni mucho menos…era un arcángel que se reveló contra Dios y se hizo llamar Dios. Era vengativo, cruel, y asesino…pero ¿cuando Jesus nació, el culto a yavhe desapareció…hoy, ese ser maldito y sanguinario, ha sido juzgado y condenado por el Padre, y debe de estar purgando su condena.}
Angeles

Reply to this commentResponder

sep 29, 2016
5:17
#17 Maxwell:

leer esto a un testigo de Jeova no le gustaría ni un pelo.

Reply to this commentResponder

sep 29, 2016
10:19
#18 isaias:

He leido todo el articulo pero se ve que el que lo escribio no tiene coocimiento alguno sobre hermenuetica, e historia del antiguo testamento es mas comete horrores garrafales en omitir ciertos datos bajo el contexto, en si el articulo para tods los gustos habemos que hemos leido la biblia y nos parece interesante sus escritos, es mas el articulo viene mas cargado desde la subjetividad de alguien que puedo yo considerarlo un ateo porque se ve que describio todo lo negativo no hay una estrofa en donde se vea algo de positivo, mezcla datos en fin un articulo que gusta a la personas con la linea de pensamieto del autor, sencillamente no lo comparto pero lo respeto

Reply to this commentResponder

oct 4, 2016
20:09
#19 claudio:

es tremendo lo que acabo de ver, Dios mío que gran apostasía se está viviendo en estos tiempos, que aberrante es ver tanta gente atea, y siendo que son las que mas fe tienen, porque hay que tener fe para creer que Dios no existe….!!!!lamentable….arrepientete amigo antes de ser condenado, estás siendo piedra de tropiezo y te est{as metiendo con el dueño de todo lo que existe vos incluido

Reply to this commentResponder

oct 14, 2016
13:10
#20 antonio:

Hay que decir que las actuaciones que se dicen de Yhavé, tantos maldades como supuestos milagros, según los más prestigiosos exégetas y hasta el sentido común y comparando los contextos de ambos Testamentos, el Antiguo y erl Nuevo, son interpretaciones de los hombres, que atribuyen a Yhavé-Dios acciones e intenciones puramente antropormistas. El dedo de Yhavé, su furia, su arrepentimiento en lo de Noé, las plagas de Egipto, el paso del Mar Rojo, las matanzas, las venganzas, etc,etc. Tanto en las tradiciones y comentarios, como en la literatura narrativa, abundan estas interpretaciones atribuidas a Yhavé. LOS CASTIGOS, LAS GUERRAS, ETC. eS COMO HOY SE DICE DE UN MAL AVENIDO A ALGUIEN ” CASTIGO DE dIOS”, O dIOS HA mandado una enfermedad. Sin nada que ver realmente con Dios. Todo lo malo que se dice de Yhavé de vengativo, cruel, asesino, pirata…es una aberrante contradicción con los ” diez” mandamientos en los que prohibe todo eso y manda amar a Dios y al prójimo. No cabe otra explicación si no queremos admitir que es malo y bueno a la vez, contra la idea y esencia de Dios, o, L MWNOS, LÓGICAMENTE DESDE EL PUNTO DE VISTA HUMANO O RACIONAL, SE TENGA FE O NO. La misericordia de Dios y su justicia no se contradicen en Él porque la aplicamos mal, no es exactamente como en los humanos. Dios es misericordioso porque es justo teniendo en cuenta la debilidad humana, y es justo porque recibe cada uno según sus obras: el injusto demérito y el justo mérito. La justicia humana sólo tiene en cuenta la justicia, no la misericordia. Yhavé del antiguo testamento es el mismo Dios Padre del Nuevo. Teniendo en cuenta lo ya explicado. Se prueba por los contextos, en este caso, del Evangelio o Nuevo Testamento. Cuando los judíos le dicen a Jesús que el maná se lo dio a ellos Moisés, Jesús les dice: ” No fue Moisés, sino mi Padre que está en los cielos”. Hablan del tiempo del Antiguo Testamento en el que llamar a Dios-Yhavé era una blasfemia y una osadía. Y tgodavóa sorprendía que Jesús llamara a Dios-Yhavé su Padre. Cuando le preguntan por el mayor mandamiento les cita, adpeden litterae”: Amarás al Señor tu Dios con todo tu corzón…Y el segundo es semejante al primero: amarás a tu prójimo como a tí mismo”. Cita de los ” diez mandamientos” de Yhavé. ¿Dónde está el Yhavé terrible y sus maldades? Los hombres hasta hoy hacen ujna traslación de sus pensamientos y sus sentimientos a Dios. No cabe otra interpretación ni explicación ni histórica, ni literaria, ni exegética, ni siquiera fuera del sentido común. Mucha prisa se dan los que intentan desautorizar, hasta ridiculizar y falsear haciendo contradecir ambos Testamentos con unas ínfulas y autosuficiencia carente de verdad y tal vez en afán de protagonismo y de haber descubierto algo que ya hace muchísimos años vienen intentando los que por un afán intelectualoide se equivocan, y, lo pero, equivocan a los demás.

Reply to this commentResponder

feb 4, 2017
11:54
#21 Mar:

No me interesa como me califiques, solo te digo que el que TÚ no creas, no te da derecho para desestimar la FE de algunas personas. Por mi parte les digo a todos que no se molesten en opinar y querer dar entendimientos, razonamientos, con alguien que tiene muy en “claro” sus pensamientos y sentimientos. Hay que tener mucho cuidado en éste tema , puedes herir y mucho.

Reply to this commentResponder

feb 28, 2017
2:05
#22 Jesús Villalba Mendoza:

Yahvé = Enlil, como es que no se dan cuenta, y Dios Padre = Enki, está clarísimo, por favor usen la cabeza, olvidense de la dichosa fé.

El Dios de los judíos del antiguo testamento es ENLIL y el padre celestial del que habla Jesús en el nuevo testamento es ENKI.

Reply to this commentResponder

mar 7, 2017
18:44

yahvé creo es lucifer para los Israelitas, cuando jesus le dice vuestro padre el diablo ?

Reply to this commentResponder

Dejar un comentario