Un fenómeno de lente gravitacional muy raro, previsto para el año 2028, puede permitirnos ver de cerca Próxima b, el exoplaneta en zona habitable recién descubierto en nuestra estrella vecina.

221016-proximab

Próxima b tiene unas características prometedoras: es probablemente rocoso, un poco más masivo que nuestro planeta y se encuentra en la región en torno a su estrella que le permitiría albergar agua líquida sobre su superficie.

Usando datos nuevos y de archivo obtenidos con una gama de telescopios del European Southern Observatory (ESO), astrónomos franceses dirigidos por Pierre Kervella, del CNRS/Universidad de Chile, han predicho las trayectorias del dúo estelar de rápido movimiento conocido como Alfa Centauri A y B. Eso les ha permitido conocer cada alineación estrecha hasta 2050 entre este par de estrellas y aquellas que se encuentran cerca en el cielo, pero que en realidad están mucho más lejos en el espacio.

Estos resultados brindan una chance para la caza de planetas en el sistema Alfa Centauri, ya que nos permite buscar eventos de lente gravitacional secundarios. La lente gravitatoria se produce porque un objeto masivo, como una estrella, deforma la estructura misma del espacio a su alrededor.

Esquema de trayectorias de luz en una lente gravitacional. Las imágenes de objetos distantes adquieren forma de arcos rodeando el objeto masivo intermedio.

Esquema de trayectorias de luz en una lente gravitacional. Las imágenes de objetos distantes adquieren forma de arcos rodeando el objeto masivo intermedio.

La luz —procedente de un objeto distante— que pasa cerca de la estrella en su camino hacia nosotros sigue una trayectoria curva a través del espacio. La estrella más cercana actúa como una lente, doblando la luz del objeto distante.

En los casos más impresionantes, esto puede generar un anillo de Einstein, un círculo de luz alrededor de la estrella en primer plano. Debido a que la cantidad de masa de esta estrella cercana determina exactamente cómo se produce la desviación de la luz, las desviaciones del efecto de lente gravitacional esperadas se pueden utilizar para determinar la presencia de los planetas y sus masas, informa el ESO en un comunicado.

Anillos de Einstein vistos por el Telescopio Espacial Hubble.

Anillos de Einstein vistos por el Telescopio Espacial Hubble.

Una de las alineaciones más emocionantes predichas por este estudio es entre la estrella más masiva en el par de Alfa Centauri, llamada Alfa Centauri A, y una estrella de fondo distante —probablemente una gigante roja— apodada S5. En mayo de 2028, hay una gran posibilidad de que la luz de S5 produzca un anillo de Einstein alrededor de Alfa Centauri A, observable con telescopios del ESO.

Esto proporcionaría una oportunidad única para buscar objetos planetarios de baja masa en nuestro sistema estelar más cercano. Algo particularmente interesante a la luz del reciente descubrimiento del planeta Proxima b, que orbita alrededor de la tercera estrella en el mismo sistema de la estrella, conocida como Próxima Centauri.

Publicado el 23 de octubre de 2016 1 comentario
Etiquetas: , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Delicious Google+

Artículos Relacionados

 1 comentario
Comentarios
nov 11, 2016
5:21
#1 jorge:

Soy encantado de seguir estos importantes articulos ,gracias, haceis un gran trabajo, ANIMO…..!

Reply to this commentResponder

Dejar un comentario