El enigmático lugar se encuentra en Turquía y conserva las propiedades que acababan con la vida de cualquier animal que se acercara.

lustración digital que muestra al ancestral ‘Plutonium’, conocido como el portal al inframundo en la mitología grecorromana.

La gran mayoría de las leyendas antiguas hacen referencia a las diferentes maneras de llegar al averno, pasando por diferentes etapas que incrementan el sufrimiento del alma que abandona el cuerpo. Para muchos romanos, este proceso comenzaba en «la puerta al inframundo» y científicos han revelado recientemente que el sitio aún existe.

Se trata de una cueva ubicada en Turquía que ha sido redescubierta por investigadores de la Universidad de Salento (Italia). El lugar pertenecía a la antigua Frigia y se usaba para realizar sacrificios de animales por parte de sacerdotes.

El aspecto de las «Puertas del Inframundo» hoy en día.

El aspecto de las «Puertas del Inframundo» hoy en día.

Los científicos han comprobado ahora por qué las bestias perdían la vida al acercarse al recinto. La causa es una actividad sísmica subterránea, a través de la cual se expulsa gran cantidad de dióxido de carbono volcánico a la superficie que mataba a los animales, pero no a los sacerdotes.

Especialistas de la Universidad de Duisburg-Essen, en Alemania, tomaron muestras de los niveles de dióxido de carbono en el área que rodea la cueva y hallaron que el gas forma una especie de «lago» que se llega a elevar 40 centímetros sobre el suelo.

Durante los ritos, los sacerdotes sacrificaban toros a Plutón. La ceremonia consistía en llevar los animales dentro de una cueva y retirarlos muertos.

Durante los ritos, los sacerdotes sacrificaban toros a Plutón. La ceremonia consistía en llevar los animales dentro de una cueva y retirarlos muertos.

Uno de los datos más sorprendentes es que esta zona continúa siendo igual de mortal que entonces. El gas se disipa por el sol durante el día, pero es más mortal al amanecer, cuando la concentración alcanza más del 50 % en el fondo del «lago», llegando a alrededor del 35 % a 10 centímetros de altura, cantidades que incluso podrían matar a un humano. Sin embargo, por encima de los 40 centímetros, la concentración disminuye rápidamente.

Fuente: Science Alert. Edición: RT.

6 comentarios
Etiquetas: , , , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Delicious Google+

Artículos Relacionados

 6 comentarios
Comentarios
feb 21, 2018
2:10
#1 HORACIO..:
feb 21, 2018
3:49

@HORACIO..: Por ahí si seguías el enlace en el artículo que dice “que el sitio aún existe” o mirabas el primer artículo relacionado, te ahorrabas la búsqueda en Google ;) En ningún lado se dice o comprueba el origen de la emisiones como ahora.

Reply to this commentResponder

feb 21, 2018
16:31
#3 HORACIO..:

ok…ok solo transcribo el epigrafe que ahi una foto tiene…saludos..”Pudimos ver las propiedades letales de la cueva durante la excavación. Varios pájaros murieron cuando trataban de acercarse a la abertura caliente; fallecieron al instante debido a los gases de dióxido de carbono”, dijo D’Andria.

Reply to this commentResponder

feb 21, 2018
16:35
#4 HORACIO..:

@Arkantos Khan: ahora si es por el motivo…
La causa es una actividad sísmica subterránea….estas en la cierto.,eso no figuraba en la nota..abrazo

Reply to this commentResponder

feb 21, 2018
17:13

@HORACIO..: Otro abrazo ;) Gracias por leerlo.

Reply to this commentResponder

feb 25, 2018
12:15
#6 María Inés Bruccolleri Rennella:

Lo leí también hace mucho, y me ha gustado saber el motivo. Lo creo muy importante, porque puede significar la oportunidad de buscar “nuevos medios” para salvar al Planeta en el futuro. Allí hay una Puerta al Futuro positivo.

Reply to this commentResponder

Dejar un comentario