Una nueva investigación con datos de la sonda New Horizons revela que mares líquidos pueden existir en los confines del Sistema Solar.

Esta espectacular imagen tomada por New Horizons muestra las escarpadas tierras altas conocidas como Krun Macula (a la derecha), que limita con las planicies de hielo de Plutón. La evidencia de tectónica de placas sugiere que todavía hay un océano líquido bajo la superficie del planeta.

Esta espectacular imagen tomada por New Horizons muestra las escarpadas tierras altas conocidas como Krun Macula (a la derecha), que limita con las planicies de hielo de Plutón. La evidencia de tectónica de placas sugiere que todavía hay un océano líquido bajo la superficie del planeta.

Cuando la nave espacial de la NASA New Horizons sobrevoló Plutón el pasado año, halló algunas señales de que el planeta enano podría tener —o haber tenido alguna vez— un océano líquido debajo de su corteza helada. Pues bien, una nueva investigación de la Universidad de Brown revela que ese océano puede existir hoy en día.

El estudio, que utilizó un modelo de evolución térmica de Plutón actualizado con datos de la New Horizons, encontró que si el océano de Plutón se hubiera congelado hace millones o miles de millones de años, habría causado que la totalidad del planeta se encogiera. Sin embargo, no hay señales de una contracción global en la superficie del miembro más famoso del Cinturón de Kuiper. Por el contrario, la New Horizons ha mostrado signos de que este mundo se ha expandido.

«Gracias a los datos increíbles devueltos por la New Horizons, hemos sido capaces de observar rasgos tectónicos en la superficie de Plutón, actualizar nuestro modelo de evolución térmica con nuevos datos e inferir que lo más probable es que Plutón tenga un océano bajo la superficie hoy en día», dice Noah Hammond, autor principal del estudio, que aparece publicado en la revista Geophysical Research Letters.

Plutón tiene fallas tectónicas gigantes con características sinuosas de cientos de kilómetros de longitud y de una profundidad de hasta 4 kilómetros.

Plutón tiene fallas tectónicas gigantes con características sinuosas de cientos de kilómetros de longitud y de una profundidad de hasta 4 kilómetros.

Las imágenes de la sonda de la NASA mostraron que Plutón es mucho más que una simple bola de nieve en el espacio. Tiene una superficie exótica compuesta por diferentes tipos de hielo: agua, nitrógeno y metano. Tiene montañas de cientos de metros de altura y una vasta llanura en forma de corazón. También tiene características tectónicas gigantes: fallas sinuosas de cientos de kilómetros de longitud con una profundidad de 4 km. Fueron esos rasgos tectónicos los que llevaron a los científicos a pensar que un océano bajo la superficie era una posibilidad real para Plutón.

«Lo que New Horizons mostró fue que hay rasgos tectónicos extensionales, que indican que Plutón se sometió a un período de expansión global», dice Hammond. «Un océano bajo la superficie que se helaba lentamente provocaría este tipo de expansión».

Los científicos creen que puede haber habido suficientes elementos radiactivos que producen calor dentro del núcleo rocoso de Plutón para fundir parte de la capa de hielo del planeta. Con el tiempo, en el gélido cinturón de Kuiper, esa parte fundida finalmente comenzaría a congelarse otra vez. El hielo es menos denso que el agua, por lo que cuando se congela, se expande. Si Plutón tenía un océano que estaba congelado o en proceso de congelación, daría lugar a la tectónica extensional en la superficie, y eso es lo que veía la New Horizons.

No hay muchas otras maneras en Plutón para obtener tales formaciones. Una forma podría haber sido a través de un tirón gravitacional con su luna, Caronte. Pero la dinámica gravitacional activa entre los dos ha terminado desde hace mucho tiempo, y algunos de los rasgos tectónicos parecen bastante nuevos (en una escala de tiempo geológico). Por lo tanto, muchos científicos creen que un océano es el escenario más poderoso.

Publicado el 22 de junio de 2016 Sin comentarios
Etiquetas: , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Delicious Google+

Artículos Relacionados

 0 comentarios
Sin comentarios aún. ¡Sé el primero en dejar uno!
Dejar un comentario