Arqueólogos israelíes descubrieron vestigios de un inusual taller de fabricación de recipientes de piedra, material utilizado por los judíos como lo refiere el relato de la Biblia que atribuye a Jesús el milagro de convertir agua en vino.

vasos-israel1

El arqueólogo Yonatan Adler muestra algunos de los vasos de piedra descubiertos.

El sitio fue hallado de manera fortuita hace dos meses durante obras de excavación a unos pocos kilómetros del lugar que se supone corresponde a la población bíblica de Caná, en Reineh, pueblo árabe al norte de Nazaret, en el norte de Israel.

Las palas mecánicas que trabajaban en la construcción de una ruta perforaron la pared exterior de una cavidad. La misma resultó ser a la vez una cantera y un taller en el que se fabricaban especialmente tazas y vasijas de piedra. Al explorar el sitio, los arqueólogos hallaron los restos de algunas tazas. Pero también hallaron miles de cilindros de creta, la piedra caliza utilizada para producir los recipientes.

vasos-israel3

Los artesanos extraían de la cantera bloques de piedra a los que daban la forma general de los recipientes. Disponían los bloques sobre un torno y con ayuda de un objeto punzante hundido verticalmente en la creta, extraían la parte interior, obteniendo cilindros como los hallados en el sitio, antes de pulir la superficie externa.

Ese tipo de recipiente de piedra es característico del período que se extiende de la segunda mitad del  siglo I antes de Cristo hasta mediados del siglo II después de Cristo.

vasos-israel2

«Los judíos usaban la piedra para su vajilla porque según la antigua ley judía, y contrariamente a la alfarería, la piedra era considerada como un material que nunca podía volverse impuro», explicó el arqueólogo Yonatan Adler, quien dirige la investigación arqueológica.

«El lugar resulta de suma importancia para el estudio de los judíos en una región de significativa importancia», agregó.

bodas-cana

«Al tercer día se hicieron unas bodas en Caná de Galilea; y estaba allí la madre de Jesús. Y fueron también invitados a las bodas Jesús y sus discípulos. Y faltando el vino, la madre de Jesús le dijo: No tienen vino. Jesús le dijo: ¿Qué tienes conmigo, mujer? Aún no ha venido mi hora. Su madre dijo a los que servían: Haced todo lo que os dijere. Y estaban allí seis tinajas de piedra para agua, conforme al rito de la purificación de los judíos, en cada una de las cuales cabían dos o tres cántaros. Jesús les dijo: Llenad estas tinajas de agua. Y las llenaron hasta arriba. Entonces les dijo: Sacad ahora, y llevadlo al maestresala. Y se lo llevaron. Cuando el maestresala probó el agua hecha vino, sin saber él de dónde era, aunque lo sabían los sirvientes que habían sacado el agua, llamó al esposo, y le dijo: Todo hombre sirve primero el buen vino, y cuando ya han bebido mucho, entonces el inferior; mas tú has reservado el buen vino hasta ahora. Este principio de señales hizo Jesús en Caná de Galilea, y manifestó su gloria; y sus discípulos creyeron en él». JUAN 2:1-11.

Hasta entonces, se habían hallado dos sitios similares, pero cerca de Jerusalén, en la antigua Judea. Según Adler, lo que resulta emocionante aquí es que por primera vez disponemos de la prueba física de la producción de recipientes de piedra en Galilea: «Los estudiosos siempre se interrogaron acerca del judaísmo en Galilea. Es particularmente importante, cuando se sabe que el movimiento atribuido a Jesús apareció en esta región».

Según el Evangelio de Juan, Jesús convirtió agua en vino en las Bodas de Caná. El agua estaba presuntamente contenida en 6 jarras de piedra «destinadas a la purificación de los judíos», dice el texto del Nuevo Testamento. Los cristianos hoy identifican a Caná con la localidad de Kafr Kanna, vecina a Reineh.

«De momento no hemos hallado rastros de producción de aquellas grandes jarras en el sitio de Reineh», dijo Adler. «Pero puede presumirse que las jarras que habrían sido utilizadas en Caná hubiesen sido fabricadas en un lugar como éste, probablemente en las inmediaciones».

Publicado el 17 de agosto de 2017 Sin comentarios
Etiquetas: , , , , , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Delicious Google+

Artículos Relacionados

 0 comentarios
Sin comentarios aún. ¡Sé el primero en dejar uno!
Dejar un comentario