El sábado pasado, mientras el mundo estaba ocupado observando la situación en Siria, un asteroide gigante pasó al lado de nuestro planeta. Los científicos de la NASA lo detectaron en un observatorio de Arizona recién unas horas antes de su vuelo sorpresa.

asteroid-neo-earth

El 2018 GE3 pasó a unos 190.000 kilómetros, una distancia igual a la mitad de la que hay entre la Tierra y la Luna. De haber chocado contra nuestro planeta, habría provocado considerables daños a escala regional.

La NASA ha estimado que el asteroide 2018 GE3 tiene entre 47 y 100 metros de ancho. Eso significa que el cuerpo celeste es aproximadamente 3,6 veces el tamaño del famoso asteroide Tunguska que destruyó 2.000 kilómetros cuadrados de bosque siberiano en 1908.

Según destaca ScienceAlert, los asteroides suelen ser pequeños y oscuros, por lo que son notoriamente difíciles de detectar para los científicos. Además, se mueven muy rápido, lo que significa que un telescopio debe ser apuntado en el lugar correcto y en el momento justo para captarlos.

La NASA tiene un programa para la detección de asteroides, aunque tiende a buscar solo asteroides de un mínimo 140 metros de ancho. Incluso en la estimación más alta, el 2018 GE3 solo llegaba a tres cuartas partes de ese tamaño.

Fuente: ScienceAlert. Edición: RT.

2 comentarios
Etiquetas: , ,

¿Te gustó lo que acabas de leer? ¡Compartilo!

Facebook Digg Twitter StumbleUpon Delicious Google+

Artículos Relacionados

 2 comentarios
Comentarios
abr 17, 2018
20:52

La Humanidad entretenida en sus juegos de guerra, mientras la muerte estaba al acecho.

Reply to this commentResponder

abr 18, 2018
4:36
#2 HORACIO..:

Y ESTOS NABOIDES DE CIENTIFICOS SIGUEN BOLUDEANDO CON EL POKEMON….ASI ESTAMOS…..

Reply to this commentResponder

Dejar un comentario